Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
CINE

La Videoteca se convierte en una sala alternativa de filmes de calidad

Los cinéfilos que acudían a ver viejas películas a la Videoteca reclamaban pantalla grande. Ya la tienen. La Videoteca, respondiendo a la demanda, se convierte hoy en sala alternativa de cine. Habrá sesiones diarias y serán de pago, pero se podrán ver películas inéditas, clásicos y rarezas varias. El menú para el primer mes es suculento: Crooklyn (1994), única película no estrenada en España de Spike Lee, esta tarde. En las próximas semanas, Palombella Rossa, de Nani Moretti, y el primer largometraje que rodó Coppola en 1963: Dementia 13, un filme de terror.

"La gente nos lo venía pidiendo desde hace tiempo", comenta Carlos Iriart, director de la Videoteca municipal, dependiente de la concejalía de Cultura. "Todo el mundo reclamaba proyecciones que se parecieran más a un cine; la televisión se quedaba pequeña", cuenta. El proyecto que hoy inicia su andadura en Madrid tiene sus precedentes en Estados Unidos, donde existen salas de similares características que proyectan vídeos de un modo estable. "No queremos robar público a los cines, por lo que hemos procurado que no coincidieran demasiado los horarios", dice Iriart.En la Videoteca del Cuartel del Conde Duque se podrán ver las películas que no se pueden disfrutar en los cines: obras no estrenadas en España, filmes rodados en vídeo y clásicos que no hayan sido exhibidos en los últimos 10 años.

Conseguir una copia en versión original subtitulada será uno de los objetivos prioritarios de los programadores. A partir de esta tarde habrá una sesión todos los días a las 16.00 o 16.30. El viernes se amplía la programación con una sesión más, a las 19.00.

Sesiones de pago

El cambio más fuerte para los que estén acostumbrados a acudir a la Videoteca será el precio de la entrada. Acostumbrados a no pagar nada, deberán abonar 500 pesetas para asistir a las proyecciones, a menos que sean abonados a la sala, en cuyo caso el precio será de 300 pesetas.La oferta de la Videoteca seguirá siendo, en cualquier caso, más económica que la de cualquier cine comercial. "Además, se seguirán programando películas gratis", afirma Iriart. El ciclo de cine mudo con piano que prepara para diciembre lo será. Las películas estrella, como las que se programan durante este mes, no.

"Creemos en el interés de las nuevas generaciones, esos aficionados de no más de 28 años que no pudieron ver parte del cine clásico", cuenta Iriart. Para saciar esa curiosidad, la Videoteca recurrirá a autores como Fellini y John Ford, esos que cas¡ nunca se pueden ver en una sala comercial. "El objetivo es transformar la Videoteca en la primera sala estable de vídeo de la ciudad".

La historia de una familia negra norteamericana de los años sesenta sirve para abrir el fuego. Crooklyn, penúltima película del polémico director estadounidense Spike Lee, es un retrato de una familia humilde que lo pasó mal en la década de los peinados afro y las canciones del grupo Jackson Five. Problemas de distribución impidieron que el largometraje del llamado Woody Allen negro llegara a las pantallas de los cines comerciales españoles, el año pasado.

Dos jóvenes cortometrajistas madrileños, David Serrano y Francisco Lucas, firman la película que servirá de aperitivo: El primerizo, un trabajo que fue finalista en la última muestra de realizadores de vídeo. La Videoteca municipal prosigue así con su compromiso con las minipeliculas, las que sirven a los jóvenes nuevos valores para foguearse.

Waterpolo

Semana a semana se irán renovando las películas en la Videoteca municipal. Una reflexión acerca del waterpolo y el Partido Comunista Italiano tomará el relevo la semana que viene. Palombella Rossa es un largo.metraje del año 1989 de Nani Moretti, el cineasta italiano que se dio a conocer en España con Caro diario. Conclusiones acerca de la condición humana del militante de izquierdas es lo que ofrece esta película, que también se proyecta estos días en el Festival de Cine de Valladolid.A partir del próximo día 6 de noviembre, la Videoteca presenta un ciclo de cine de terror con proyecciones en sesión continua desde la una de la tarde.

Entre los 14 filmes que se proyectarán, dos joyas: Dementia 13 (1963), la primera película de Francis Ford Coppola, y Night of the ghouls (1958), de Ed Wood.

Crooklyn, de Spike Lee. Desde hoy, lunes 23, hasta el jueves, a las 16.30, en la Videoteca (Conde Duque, 11; metro San Bernardo). Viernes 27, a las 16.30 y a las 19.00. Entrada: 500 pesetas. Usuarios con carnet de la Videoteca: 300 pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 23 de octubre de 1995

Más información

  • LAS PROYECCIONES PASAN A COSTAR 500 PESETAS