Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AJEDREZ: MUNDIAL DE LA PCA

Anand aburre con el quinto empate consecutivo

El objetivo de Viswanathan Anand es que Gari Kaspárov se ponga nervioso. Para lograrlo, evita cualquier variante complicada y no corre ningún riesgo. Es posible que esa táctica dé buenos resultados al indio pero, de paso, aburre a millones de aficionados que quieren ver obras de arte producidas por dos de los mayores talentos de la historia del ajedrez. Ayer firmaron el quinto empate, que deja el marcador igualado a 2,5 puntos. Kaspárov, que aparenta no tener prisa, juega hoy con blancas en la 6ª de las 20 partidas previstas."Esta no es una carrera de 100 metros, ni siquiera de 400; más bien, se parece a la maratón. Si él no quiere atacarme ni con blancas ni con negras, me parece bien. Está en su derecho y sigue la recomendación de sus cuatro expertos entrenadores. Pero yo no voy a perder la cabeza" explicó Kaspárov, que mantendrá su corona en caso de empate final a diez puntos. Anand parte de una creencia generalizada -Kaspárov soporta muy mal que el marcador no le favorezca y un antecedente significativo: hace dos años, el británico Nigel Short fue aplastado por el campeón, que ganaba por 3,5-0,5 tras cuatro partidas.

La deducción es lógica: hay que preparar muy bien las aperturas en el laboratorio para frenar las habituales embestidas del ruso en el primer tercio del duelo. A Anand le importa poco que los aficionados insomnes del globo, pendientes de Internet y de la radio, estén hartos de un juego muy soso y desproporcionado con el estilo agresivo de los dos frustrantes gladiadores. El indio está, convencido de que si llega a la novena partida con el marcador 4-4, crecerán sus posibilidades de cobrar los 2/3 de la bolsa (200 millones de pesetas). "En las primeras partidas saldrá a por mí como un toro, pero estoy preparado para ello", dijo Anand a EL PAÍS dos días antes de la inauguración.

Esa mentalidad defensiva contribuye a explicar el error del indio en la tercera, cuando omitió un golpe ganador. También incluyó la argucia psicológica del ruso, que realizaó instántaneamente su jugada anterior para dar la sensación de que tenía todo bajo control. De todo ello, hay una conclusión evidente: ambos se tienen miedo.

Desarrollo

Blancas: Anand.

Negras: Kaspárov.

1 e4 c5 / 2 Cf3d6 / 3 d4 cd4 / 4 Cd4 Cf6 / 5 Cc3 a6 / 6 Ae2, e6 / 7 0-0 Ae7 / 8 a4 Cc6 / 9 Ae3 0-0 / 10 f4 Dc7 / 11 Rh1 Te8 / 12 Ad3 Cb4 / 13 a5 Ad7 / 14 Cf3 Tac8 (Kaspárov jugó 14... Ac6 en tercera partida) 15 D2 Ac6 / 16 Ab6 Db8 / 17 Cd4 Cd3 / 18 cd3 d5 / 19 Df3 (Anand invirtió media hora en esta jugada. Lo lógico parece 19 e5, con la idea de atacar en el flanco de rey) Cd7 / 20. Cc6 bc6 / 21 Ca4 Dd6 / 22 De3 Db4 / 23 Tfc1 c5 / 24 Df3 Cf6 / 25 Cc3 Ad8 / 26 ed5 Cd5 / 27 Cd5. Tablas, a ropuesta de Kaspárov.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de septiembre de 1995