Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE 94

PONCELA SE PONE LAS PILAS

El Eusebio Poncela que mañana estrena en Santander Los bellos durmientes, de Antonio Gala, más parece un quinceañero sabiondo y peleón que un actor en capilla. Lejos ya sus papeles en Arrebato o La ley del deseo, y más lejos aún el Carlos Deza de Los gozos y las sombras, Poncela no tiene empacho en decir que sus últimos trabajos en España fueron mortalmente aburridos: "Hice mucho el ridículo, como todos". Pero tampoco se preocupa, que no están los tiempos para perderlos mirándose el ombligo. Año y medio en Argentina haciendo películas y videoclips le han dado pilas a su vida y a su trabajo. Las mechas que luce son sólo el comienzo.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 17 de agosto de 1994