Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los diputados que violen secretos serán suspendidos

El Pleno del Congreso aprobó ayer por consenso el carácter público, con ciertas limitaciones, de las comisiones de investigación pero, al mismo tiempo, endureció las sanciones para aquellos diputados que violen la obligación de guardar secreto. Según la reforma del reglamento de la Cámara, la Mesa del Congreso podrá proponer al Pleno la suspensión temporal como parlamentario del diputado que quebrante el deber de secreto. Hasta ahora, esta medida sólo podía adoptarse con los diputados que violasen el secreto reiteradamente.Las comparecencias ante las comisiones de investigación, que se celebraban siempre a puerta cerrada, serán en adelante públicas; salvo que versen sobre materias que hayan sido declaradas reservadas o secretas, o que coincidan con actuaciones sometidas a secreto judicial. También seguirá siendo secreta la documentación remitida a las comisiones de investigación, cuando así lo disponga una ley o lo acuerde la propia comisión. Se celebrarán igualmente a puerta cerrada las reuniones de trabajo o de deliberación interna. Tal como ya ocurre, la proposición establece que las decisiones de las comisiones de investigación se tomarán por voto ponderado, lo que garantiza la mayoría a los grupos con más escaños.

La reforma entrará en vigor en cuanto sea publicada en el Boletín Oficial de las Cortes Generales, en los próximos días, por lo que las comparecencias del ex gobernador del Banco de España Mariano Rubio y del ex síndico de la Bolsa de Madrid Manuel de la Concha, citados para la próxima semana, podrían tener ya carácter público. La nueva normativa afectará igualmente a la comisión que investiga la financiación de los partidos políticos, pero no a la comisión Roldán. Precisamente fue la polémica originada por las filtraciones ante la comisión que investigaba al ex director general de la Guardia Civil la que llevó tanto a abrir las puertas de las comisiones, como a endurecer el castigo para quienes difundan materias secretas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 17 de junio de 1994

Más información

  • Las comparecencias de Rubio y De la Concha de la próxima, semana podrían ser públicas