La 'enfermedad del enfermero' crece entre los cuidadores de ancianos

El agotamiento que provoca el cuidado de las personas mayores empieza a hacer mella entre los profesionales que atienden a ese sector de la población, según se puso de manifiesto en el V Congreso Nacional de Geriatría y Gerontología, celebrado la semana pasada en Toledo.La llamada enfermedad del enfermero se manifiesta con síntomas de distinto tipo, entre los que destaca estrés, agotamiento y ansiedad, según Javier Soldevilla, presidente de la Sociedad Española de Enfermería Geriátrica y Gerontológica.

"Debemos cambiar la imagen del cuidador y entender que su trabajo representa una sobrecarga. Muchos de los pacientes no pueden valerse por sí mismos", afirma Soldevilla al tiempo que propone para contrarrestar esta situación terapias en grupo y relevar de su trabajo al enfermero afectado.La Sociedad Española de Enfermería Geriátrica y Gerontológica pidió en 1987 la especialización en Geriatría al Ministerio de Sanidad y Consumo, sin que hasta el momento haya recibido respuesta.

Para Trinidad Casado Casado, supervisora de geriatría del hospital general del Insalud de Guadalajara, los ancianos tienen que ser atendidos de forma individual, ya que muchos presentan pluripatologías que requieren de una atención permanente y constante.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 16 de mayo de 1993.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50