Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:

Compras por lo mejor

La Bolsa ha dedicado una sesión entera a desentrañar los misterios de la fallida reducción de los tipos de interés en España. Algunas declaraciones oficiales efectuadas aludían a la situación económica para justificar el estancamiento del precio del dinero, pero el hecho de que el Bundesbank haya utilizado el mismo argumento para efectuar el recorte no ha servido sino para aumentar la confusión en los mercados bursátiles.La repetición del tipo de interés en la subasta de certificados del Banco de España hizo caer la bolsa hasta 2,4 puntos, situación que coincidía con una enorme debilidad de la peseta a pesar de las intervenciones de apoyo. Al final, es esta variable, la peseta, la que influye directamente en todas las decisiones y la que está pidiendo a gritos una devaluación o una subida de tipos de interés.

En medio de la confusión, la Bolsa ha apostado por una solución inmediata, sea la que sea, y ha marcado un nuevo máximo anual que pone al índice a punto de dejar atrás el 3% que el análisis chartista establece como filtro de seguridad para considerar superada la directriz bajista.

Al cierre de esta sesión la subida fue del 0,54%, 1,33 puntos, que situaban al índice en el 247,03%. El Ibex 35 ganó un 0,65%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 24 de abril de 1993