Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los 4.000 millones de pesetas que aporta KIO a FESA proceden de un crédito otorgado por Aresbank

Los 4.000 millones de pesetas prometidos por KIO para dar viabilidad a Ercros y FESA-Enfersa -en suspensión de pagos- proceden de un crédito otorgado por Aresbank. El préstamo a FESA fue aprobado ayer por el comité ejecutivo de Aresbank con el voto en contra de Argentaria, que posee el 10% del capital del banco. Los principales accionistas de Aresbank son Libyan Arab Foreign Bank (30%) y Kuwait FTC (30%).

El hecho de que los fondos aportados por Kuwait Investment Office (KIO) no sean dinero fresco, sino que supongan un nuevo endeudamiento de FESA, ha causado malestar en medios financieros, que consideran que esto no corresponde al espíritu de aportar recursos al que se comprometió KIO con el Ministerio de Industria la pasada semana.Por una parte, al tratarse de un nuevo préstamo y no de una inyección de capital, produce un efecto contrario al buscado. Es decir, en lugar de reducir el endeudamiento lo aumenta. Por otra parte, al tratarse de un crédito preferencial perjudica al resto de acreedores afectados por la suspensión de pagos.Procedimiento mercantilFuentes de Industria aseguraron que el recurso al crédito por parte de KIO es "un procedimiento mercantil normal, más rápido que la aportación de capital, que requiere un procedimiento más largo y lento". El malestar en los medios financieros afecta también a la situación de Prima Inmobiliaria, para la que KIO solicitará a los bancos acreedores una moratoria que permita pagar únicamente los intereses de la deuda y aplazar el pago del principal ocho semanas.

"Prima se encontraba ya en una situación de suspensión de pagos tácita en el último trimestre del pasado año, cuando ya no pudo abonar los intereses correspondientes a créditos relativamente pequeños", han apuntado fuentes de los bancos acreedores de la sociedad inmobiliaria. En cualquier caso, "la reestructuración de la deuda indica que la situación del Grupo Torras se ha deteriorado visiblemente", según las mismas fuentes.

Entre estas entidades ha causado fuerte malestar la convocatoria de la reunión para el próximo día 5 para elaborar un nuevo calendario de pagos de Prima, por cuanto "supone un nuevo incumplimiento de lo acordado a finales de 1.991. sobre cmpromisos de pago de los intereses que no se habían cubierto en su plazo,". Según fuentes autorizadas de dos importantes bancos acreedores, el primer temor es que los responsables de KIO opten por acudir también al juzgado y formalizar la suspensión de pagos, al igual que ocurrió con Ercros.

Según estas fuentes, esta posibilidad se ve favorecida por el escaso impacto laboral de esta medida en el caso de una empresa inmobiliaria y la sensible reducción de los costes financieros que implicaría. Entre las principales entidades acreedoras de Prima figuran el antiguo Banco Hispanoamericano, ahora Central Hispano, la Caja de Ahorros de Madrid, el Bank of Tokyo, el Banco Santander, la antigua Caja de Barcelona, el Credit Comercial de France y Sumitomo Bank.

Por otra parte, fuentes de KIO han confirmado que José Recio, que fue presidente de Ercros durante 20 días, figura como uno de los asesores de la agencia de inversiones kuwaití. Las mismas fuentes destacan las buenas relaciones de Recio, consejero no ejecutivo del BBV, con la Administración, lo que podría ser importante de cara a la solución de la crisis del grupo Ercros y FESA-Enfersa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 31 de julio de 1992

Más información

  • Prima Inmobiliaria no hace frente a las obligaciones de pago desde finales de 1991.