Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRECE EL DEBATE ANTE LA HUELGA DEL 28-M

La policía impide la ocupación de las oficinas del Inem por sindicalistas

Miembros de UGT y CC OO intentaron ocupar ayer distintas oficinas del Instituto Nacional de Empleo (Inem) en toda España, en lo que supone la primera medida coordinada de preparación de la jornada de huelga del próximo 28 de mayo. En la práctica totalidad de los casos, las fuerzas del orden público impidieron el acceso de los sindicalistas a los locales del organismo público, aunque no se registraron incidentes.

Según fuentes sindicales, "esta movilización, que acabará el próximo día 27, tiene como único objetivo explicar los eféctos del decreto ley sobre desempleo".Los secretarios de Acción Sindical de UGT y CC OO, Apolinar Rodríguez y Agustín Moreno, afirmaron, en las puertas de una de las oficinas del Inem en Madrid, que "no aceptaremos ningún servicio mínimo impuesto por vía policial para el día 28". Además, instaron al Gobierno para que negocie "urgentemente los servicios mínimos".

Mientras tanto, los secretarios generales de las federaciones del Metal de UGT y CC OO anunciaron en rueda de prensa que el 28 de mayo pararán el 20% de los trabajadores del sector, compuesto por más de un millón de personas. El paro total afectará a la comunidades de Murcia, Baleares, el País Vasco y Asturias, así como a las provincias de Granada, Huelva y Albacete y a la comarca del Campo de Gibraltar. Por subsectores, el único que parará en su totalidad es el de la siderurgia integral. El resto de los paros en el metal serán de cuatro horas por turno, es decir que no sólo serán de 5 a 12 de la mañana, como en el resto de los sectores.

La CGT se ha desmarcado de la convocatoria de las centrales mayoritarias y convoca en solitario huelga de 24 horas para el 28 de mayo, salvo en el País Vasco y en los medios de comunicación escrita donde convoca las 24 horas del día 27.

Cartas de la CEOE

Por su parte, la CEOE, envió ayer sendas cartas al ministro de Trabajo, Luis Martínez Noval, y a los sindicatos en respuesta a la convocatoria de paro para la jornada del 28 de mayo. En la Misiva dirigida a las centrales, el secretario general de la patronal, Juan Jiménez Aguilar, señala "la extrañeza" de que la convocatoria fuera dirigida a la CEOE, "porque es una huelga política y de dudosa constitucionalidad". En la comunicación al titular de Trabajo, reseña que "las consecuencias que se deriven de esta huelga serán responsabilidad de los convocantes".

El 28-M sigue concitando la atención y las opiniones de los representantes de todas las instituciones del país, Por ejemplo, el presidente de la Conferencia Episcopal, Ángel Suquía, dijo ayer a los medios de comunicación, tras la inaguración del Pleno de la Conferencia Episcopal, que ni con el decreto ley sobre desempleo, ni con la huelga general se va a solucionar el problema del paro.

El fiscal general del Estado, Eligio Fernández, afirmó por su parte en Las Palmas que el derecho de huelga no puede ser una puerta abierta a la desestabilización del sistema democrático pues "ya lo fue en otro tiempo y nos ha costado muchas lágrimas y muchas cosas", informa Efe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 19 de mayo de 1992