Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

China y Vietnam se reconcilian en Pekín

El secretario general del Partido Comunista de Vietnam, Do Muoi, y el primer ministro, Vo Van Kiet, llegaron ayer a Pekín para restablecer relaciones con el gigante comunista, rotas desde 1977.

La firma del acuerdo de paz sobre Camboya, en París en octubre pasado, derribó los últimos obstáculos para la reconciliación entre los dos países comunistas. Los dirigentes vietnamitas fueron invitados por sus homólogos chinos, Jian Zemin, secretario general del Partido Comunista Chino, y el primer ministro, Li Peng. Las relaciones entre los dos Estados vivieron momentos dramáticos, que llegaron a una guerra fronteriza, en 1979.

En un comunicado remitido a los medios informativos después de su llegada a Pekín, Do Muoi destacó que la visita tenía "un importante significado histórico", y que supone "la normalización de las relaciones entre Vietnam y China".

La llegada de la delegación vietnamita coincidió con la del ministro alemán de Economía, Jürgen Möllermann. La visita, la primera de un ministro alemán tras el desmantelamiento de la oposición estudiantil en 1989, pretende fomentar la cooperación económica y presionar a las autoridades chinas para mejorar el respeto a los derechos humanos. Para mediados de mes está prevista la llegada del secretario de Estado norteamericano, James Baker, que comunicará al Gobierno de Pekín la preocupación de Estados Unidos por la política china de derechos humanos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 6 de noviembre de 1991