12 campeones del mundo cierran hoy en el estadio Olímpico el Gran Premío de atletismo

El dinero y la gloria de ser reconocidos entre los mejores son los alicientes que mueven a la mayor parte de la élite mundial a batirse en la final del Gran Premio de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF). Ambas aspiraciones salvan a la prueba de la deserción tras una larga temporada en la que todos los atletas intentaron llegar en su mejor forma al Mundial de Tokio, que se disputó el pasado mes. Pese a las bajas de los estadounidenses Mike Powell, Leroy Burrel y Carl Lewis y del español Fermín Cacho, 12 campeones del mundo competirán en el acontecimiento que se celebrará hoy (seis de la tarde; La 2 conectará a las siete) en el estadio Olímpico de Montjuïc.

Más información

El estadounidense Michael Johnson se ha constituido en la figura de mayor relevancia de la final del Gran Premio en virtud de los excelentes registros que ha obtenido durante las últimas semanas y que le acercan al récord mundial de los 200 metros lisos. "Sé que tengo este récord a mi alcance, tan sólo hace falta que se produzcan las condiciones necesarias para conseguirlo", manifestó ayer un Johnson tremendamente seguro de sí mismo, tal vez porque el pasado día 13, en Bruselas, ya quedó a sólo 17 décimas de los 19.72 del italiano Pietro Mennea. El atleta estadounidense dedicó el día de ayer a un descanso absoluto.El keniano Moses Kiptanui también llega a Barcelona con la firme intención de derribar el tope mundial de los 3.000 metros obstáculos en poder de su compatriota Peter Koech. Los organizadores del Gran Premio negociaban a últimas horas de ayer con alguno de los atletas que saldrán en esta prueba para convenir cuál de ellos asume el papel de liebre para rebajar los 8m 5,35s de Koech.

Por supuesto, otro de los récords del mundo que peligran hoy es el de salto con pértiga. Tal amenaza ya no es noticia desde que el soviético Serguéi Bubka se dedica a batirlo, centímetro a centímetro, con una facilidad pasmosa, casi insultante, que hace que muchos le tengan por un extraterrestre.

Lista de campeones

Los organizadores tenían trabajo a destajo puesto que ultimaban las listas de salida. Una de sus negociaciones más insistentes se estableció con José Luis González, quien podría sustituir a Cacho en la final de los 1.500 metros, en la que finalmente se alineará otra de las figuras del atletismo mundial, el argelino NoureddirIe Morcelli.

Un total de 12 de las 17 modalidades que forman parte de la final del Gran Premio contarán con la presencia del campeón del mundo. Además de los ya reseñados, Johnson, Kiptanui, Morceli y Bubka, también podrá verse en Montjuïc al alemán Lars Riedel (disco), Kirnmo Kinnunnen (jabalina), la china Zhihong Huang (peso), la alemana Heike Henkel (salto de altura), las soviéticas Tatiana Ledovskaya (400 metros valla), Lilla Norudtinova (800 metros) y Tatiana Dorosvkihk (3.000 metros) y la argelina Hassiba Boulmerka (milla).

Habrán otros atletas de altísimo nivel, algunos de ellos ausentes en Tokio y que desearán resarcirse frente a los campeones de su especialidad. Montjuïc verá también a la jamaicana Merlene Ottey y la estadounidense Mary Slaney Dekker, al norteamericano Tony Dees (110 metros vallas), la soviética Natalya Artemova (milla) y el lituano Romas Ubartas (disco), que se negó a representar a la URSS en los Mundiales japoneses.

El circuito atlético que concluye hoy en Barcelona ha contado con 4.000 atletas a lo largo de 18 festivales, que han seguido 165 cadenas de televisión de todo el mundo, 2.000 periodistas y 350,000 espectadores. El soviético Bubka, con 51 puntos, es el líder actual del Gran Premio, con seis puntos más que Johnson y Morceli. En categoría femenina, la líder es la soviética Natalia Artemova, con 45 puntos. El ganador final obtendrá 2,6 millones de pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0019, 19 de septiembre de 1991.

Lo más visto en...

Top 50