Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Explotan dos bombas a medianoche en sedes bancarias de Madrid y Pamplona

Dos artefactos de escasa potencia hicieron explosión anoche, aproximadamente a la misma hora (23.45), en sedes de entidades bancarias de Madrid y Pampiona. El atentado de Madrid afectó a la oficina principal del Banco Central, situada en la calle de Barquillo, y el de Pamplona, a una sucursal del Banco Guipuzcoano en el barrio de Iturrama. En ninguno de los dos casos se produjeron desgracias personales, y los daños materiales no fueron importantes. El atentado de Madrid se produjo en las inmediaciones del Cuartel General del Ejército, por lo que se procedió al acordonamiento de la zona en previsión de que pudieran existir otros artefactos.

Hasta las dos de la madrugada no fue restablecido el tráfico rodado en la zona, una de las más céntricas de la capital de España.El artefacto, un paquete bomba que un desconocido había colocado minutos antes, hizo explosión en una de las ventanas enrejadas de la fachada del banco. El artefacto -posiblemente de fabricación casera, aunque este extremo no estaba confirmado al cierre de esta edición- tan sólo causó la rotura de algunos cristales de la fachada y parabrisas de automóviles estacionados en las inmediaciones. En el interior del edificio se registraron desperfectos en algunas dependencias de la planta baja y en la instalación del aire acondiconado, informa Pilar Marcos.

El hecho de que el atentado se produjera en las inmediaciones del Cuartel General del Ejército -el Banco Central está en la esquina de las calles Barquillo y Alcalá y el cuartel en Barquillo esquina a Prim- hizo que se temiera que los terroristas hubieran colocado un segundo artefacto para hacerlo explotar cuando la policía se encontrara inspeccionando el lugar. El alcalde, José María ÁIvarez del Manzano, se trasladó al lugar de los hechos.

A la misma hora, en Pamplona una bomba de escasa potencia, posiblemente un cóctel molotov, explotaba en la puerta de la sucursal del Banco Guipuzcoano del barrio de Iturrama, informa Mikel Muez. Como en el caso de Madrid, el artefacto sólo causó daños materiales de escasa consideración.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 14 de agosto de 1991

Más información

  • El atentado de Madrid se produjo junto al Cuartel General del Ejército