Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sarasola presenta un proyecto de explotación del hipódromo

El empresario Enrique Sarasola, apoyado por 60 socios, presentará hoy en el registro de la Sociedad de Fomento de la Cría Caballar un proyecto para la explotación del hipódromo madrileño de la Zarzuela. Los términos de este proyecto se concretan en la creación de una sociedad repartida en acciones que serán suscritas públicamente, dando prioridad a los actuales socios de la Sociedad de Fomento. Sarasola pretende que nadie pueda superar el 10% de las acciones.

El fin que asegura perseguir este grupo es la explotación de todos los recursos del hipódromo de la Zarzuela: quiniela hípica, apuesta interior y lugar de ocio.

La Sociedad de Fomento seguirá supervisando el control antidroga, que se cumpla el código de carreras y el nombramiento de los comisarios. Como contrapartida, esta nueva sociedad se hará cargo del pasivo de la tesorería, para lo que ofrecerá inicialmente 500 millones de pesetas, con los que se cubrirán las deudas a corto plazo, del personal y de los proveedores.

A los propietarios, el plan de viabilidad les asegura, como mínimo, el mantenimiento del actual nivel de los premios más el incremento del índice de precios al consumo, estando en estudio un aumento en el número deJornadas por temporada.

Sarasola, se reunió ayer con los miembros de la asociación de propietarios para adelantarles las condiciones del proyecto y recabar su apoyo.

Marco jurídico

Para que este proyecto se haga realidades necesario que se cumplan antes varios requisitos legales. El marco legal en el que se sustenta la Sociedad de Fomento está regido por un decreto- ley de 1940 por el que el Patrimonio Nacional cede la explotación del hipódromo a la Sociedad de Fomento de la Cría Caballar, y que no contempla la posibilidad de un posterior subarriendo a una sociedad privada.Esta situación coincide en el tiempo con la dimisión de Lorenzo Sanz como presidente de la Sociedad de Fomento, presentada el pasado 4 de septienibre ante la comisión ejecutiva, y que será definitiva cuando, dentro de 15 días, se despida el comité directivo.

Lorenzo Sanz ha justificado su marcha: "No puedo dedicar el tiempo necesario al hipódromo. Ahora debo centrarme en mis negocios particulares y en el Real Madrid. Por otra parte, la situa ción se había hecho incómoda, y en el hipódromo es dificil encon trar soluciones teniendo que bregar continuamente con todos los estamentos".

Este miembro de la directiva del Real Madrid ha asegurado que no se encuentra entre los 60 socios que apoyan el proyecto de Enrique Sarasola.

El posible sustituto de Lorenzo Sanz es Javier Pardo, que ya anunció su candidatura meses atrás. En este momento, Pardo cuenta con el apoyo de un sector, mayoritario del comité directivo de la Sociedad de Fomento y Cría Caballar de España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de septiembre de 1990