Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Milles de manifestantes protestaron ante la base de Torrejon

Unas 6.000 personas, según la Guardia Civil, y cerca de 25.000, según los convocantes, participaron ayer en la novena marcha a la base de Torrejón. La manifestación, que discurrió a lo largo de unos 12 kilómetros, transcurrió sin incidentes, aunque al término de la misma grupos aislados de jóvenes se enfrentaron a los efectivos policiales que custodiaban la entrada al recinto de la base. Encabezaban la concentración el secretario general del PCE, Julio Anguita; el presidente de Comisiones Obreras, Marcelino Camacho, y el alcalde de Anchuras, Santiago Martín.

El alcalde de Anchuras, que participó en la marcha junto a un centenar de vecinos de la localidad, leyó el comunicado final y expresó su intención de que el Gobierno rectifique su decisión de instalar en Anchuras un polígono de tiro para el Ejército del Aire. Por su parte, Julio Anguita expresó su creencia de que sólo movilizaciones de este tipo pueden "cambiar la política del Gobierno".El comunicado leído por Martín critica la política del Gobierno que "día a día es más atlantista y oscura, mintiendo descaradamente a la población sobre los compromisos que asume".

Representantes de grupos ecologistas, los verdes, el Partido Humanista, la Liga Comunista Revolucionaria, y otras formaciones de izquierda se sumaron a la concentración.

Tras el final de la marcha, un grupo de unas seis personas fue autorizado por la policía para Regar hasta la entrada del recinto militar. A continuación, varios grupos de jóvenes, algunos cubiertos con pasamontañas, lanzaron piedras contra la policía, que efectuó diversas cargas, aunque no se practicó ninguna detención.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 17 de abril de 1989

Más información

  • Grupos de jóvenes se enfrentaron a la policía al término de la marcha