Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La inclusión de un independiente en IU amenaza el equilibrio de la Asamblea

El grupo de Izquierda Unida (IU) en la Asamblea de Madrid deberá incluir en sus filas a un diputado independiente de la coalición tras la renuncia a su escaño del ex militante del PCE Manuel Corvo, que será ratificada mañana ante la Mesa de la Cámara. Ante esta situación, el equilibrio de fuerzas en el Parlamento regional puede verse alterado por la presencia de un diputado no sometido a la disciplina de grupo, que puede perjudicar la vigencia del pacto presupuestario del Gobierno socialista con IU (sostenida por la abstención del Grupo Mixto, pese al empate a 47 votos con AP y CDS).

El sustituto de Corvo, Miguel Ángel Olmos, figura en las listas electorales de IU como representante de la Federación Progresista, cuyo dirigente, el concejal del Ayuntamiento de Madrid Ramón Tamames, abandonó la coalición. Sin embargo, Olmos ha mantenido su colaboración como independiente con IU y su grupo municipal.

Según un portavoz de IU en la Asamblea, Olmos ha sido invitado a cumplir los acuerdos internos de la coalición y renunciar al escaño en beneficio del siguiente candidato, la militante del PCE Lucía García Cobo. Sin embargo, Olmos ha expresado su deseo de aceptar el acta de diputado y colaborar con el grupo parlamentario de IU.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 16 de enero de 1989