Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno ofrece a los sindicatos un debate sobre política económica

El Gobierno ofreció ayer a los sindicatos un debate sobre su política económica, ante la convocatoria de huelga general para el próximo día 14, auspiciada por Comisiones Obreras y UGT, entre otras organizaciones. La ministra portavoz, Rosa Conde, hizo este anuncio ayer, tras la reunión del Consejo de Ministros, y expresó también su temor de que la huelga general "pueda ser violenta". Basó esta predicción en el hecho de que se puede entrar "en un proceso de crispación" y en que "los que están montando las movilizaciones", dijo, "no saben adónde nos pueden llevar".

Por otro lado, el primer secretario de los socialistas catalanes, Raimon Obiols, manifestó ayer en Barcelona: "No movilizaremos a los militantes del PSC ,contra la huelga, pero sí explicaremos por qué no nos parece una postura adecuada". Obiols participó ayer en la capital catalana con Nicolás Redondo en un acto de UGT. No obstante, manifestó que estaba allí a pesar de su opinión contraria a la huelga.Rosa Conde señaló que prefiere "trabajar con la hipótesis de que no habrá finalmente huelga general", y aseguró que la política económica del Gobierno "está haciendo que el país salga de un atraso secular".

No obstante, y siempre según las manifestaciones de Conde, el Ejecutivo está dispuesto a modificar los aspectos que racionalmente sean modificables" en puntos concretos de su legislación económico-social-laboral.

"Nuestra obligación es hacer una llamada a la responsabilidad de los trabajadores; el paro va a perjudicar al trabajador y a la situación económica de la sociedad", dijo Conde, que rehusé entrar a debatir si los sindicatos tienen alguna razón, aunque fuese parcial, en sus reivindicaciones: "Lo que el Gobierno dice es que la calle no es el sitio para entablar ningún tipo de negociación".

Antonio Gutiérrez, secretario general de CC OO, declaró ayer que su sindicato sigue opinando, como hace año y medio, que no quiere saber nada "de las cuentas del Reino". Sí está en disposición de negociar, en cambio, cuestiones concretas, como un auténtico programa de creación de empleo, la revalorización de las pensiones y una ampliación de la cobertura para los parados.

Los trabajadores de la sanidad vivieron ayer una jornada de huelga -previa a las movilizaciones del día 14- que era evaluada de muy distinta forma por los sindicatos y el ministerio. Mientras Sanidad apuntaba que paró un 3,8% de sus 123.620 trabajadores-lo que no incluye Andalucía, la Comunidad Valenciana, Euskadi y Cataluña-, los sindicatos daban un porcentaje del 70% para toda España. Esta cifra no se refería al total de los trabajadores, -sino a los excluidos de serviciosmínimos. La Liga del Fútbol decidió ayer, por su parte, mantener la jornada prevista para el día 14, pese a que la AFE ha expresado su apoyo moral a la huelga.

Páginas 13 y 47

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 26 de noviembre de 1988

Más información

  • Los socialistas catalanes no serán movilizados contra la huelga, según Obiols