Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno afirma que no cuestiona la versión argelina de la muerte de "Txomin"

El Gobierno "no tiene datos suficientemente serios y consistentes" que justifiquen poner en duda la versión oficial dada por Argel sobre la muerte del dirigente de ETA Domingo Iturbe Abásolo, Txomin. Esta fue la respuesta dada ayer por el secretario general de Política Exterior, Fernando Perpiñá-Robert, a la pregunta del diputado del PNV Joseba Zubía, en la comisión de Asuntos Exteriores del Congreso.

Perpiñá-Robert dijo que las causas de la muerte de Txomin, quien según el Gobierno de Argel falleció en febrero de 1987 víctima de un accidente de automóvil, "constan fehacientemente en los partes médicos". Según se desprendió de las afirmaciones del número dos de Exteriores, no existen indicios que muestren la veracidad de las informaciones periodísticas que señalaron que el fallecimiento de Txomin se produjo dos días antes de la fecha indicada por el Gobienro argelino, y que su muerte no se debió a un accidente de circulación.

El secretario de Estado para la Cooperación Internacional, Luis Yáñez, aseguró, al responder a otra pregunta, que España "está en permanente consulta" con Francia sobre la ayuda que ambos países prestan a Guinea Ecuatorial "para evitar que los guineanos traten de enfrentarnos para ver quién paga más".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 20 de abril de 1988