Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El dirigente de ETA Txomin Iturbe murió el viernes en Argelia en un accidente de tráfico

El dirigente de ETA Militar Txomin Iturbe ha muerto en accidente de tráfico en Argelia, país donde residía desde el pasado mes de septiembre, tras una primera deportación de Francia a Gabón el 13 de julio de 1986. Las circunstancias de su muerte no han podido ser totalmente aclaradas al cierre de esta edición, aunque fuentes argelinas han confirmado la noticia. Se sabe únicamente que el suceso ocurrió el viernes, cuando el dirigente etarra viajaba en coche acompañado por varias personas cuya identidad no ha podido ser conocida por este periódico.

Es muy probable que las autoridades argelinas hagan público hoy un comunicado oficial sobre las circunstancias que rodearon este accidente, en el que desaparece el hombre que durante los últimos diez años ha sido considerado por el ministerio español del Interior como el máximo dirigente de ETA Militar. Aunque anoche fue imposible establecer contacto con su familia en Mondragón, donde reside su madre, viuda, y varios hermanos, éstos conocen al parecer la noticia.Fuentes del ministerio del Interior consultadas anoche desconocían la información, al igual que el embajador de España en Argel, Gumersindo Rico, con quien se habían puesto en contacto varias agencias internacionales para confirmar el suceso. Los máximos cargos de Interior, incluido su titular, José Barrionuevo, se encontraban ayer en Viena, donde sostendrán hoy contactos con sus homólogos austríacos.

Una vida en ETA

Txomin Iturbe Abasolo nació hace 43 años en las localidad guipuzcoana de Mondragón. Militante de ETA desde muy joven, se trasladó a Francia en 1968, a raíz de la muerte del dirigente de la organización Txabi Etxebarrieta, con quien había formado parte de la mesa de zona de Mondragón. En 1970, tras la escisión de la VI Asamblea, tomó partido por el grupo entonces conocido como los milis. En noviembre de 1975 entra a formar parte del comité ejecutivo de la organización terrorista y se convierte en el número 1 de ésta y el responsable absoluto del aparato militar.

En algunos medios se le consideraba uno de los defensores del ala tendente a la negociación, en contra de la postura inflexible mantenida por Santiago Lasa Michelena, Txiquierdi. Sin embargo, fuentes próximas a la organización terrorista aseguran que en ETA no existen estas dos corrientes, sino que la organización mantiene su postura de seguir la lucha armada, que sólo modificaría tras una negociación política con "los poderes fácticos del Estado español, incluido el ejército" en base a la alternativa KAS, según se encargó de recordar el pasado jueves desde la tribuna del Parlamento vasco el presunto etarra Juan Carlos Yoldi, candidato a lendakari por Herri Batasuna.

Atentados fallidos

En marzo de 1976 una bomba hizo explosión en el automóvil de su hermano en Bayona. Txomin sufrió varios atentados fallidos, algunos de los cuales se pusieron de relieve en el juicio celebrado en Bayona en 1976 contra tres presuntos miembros de un comando anti-ETA, integrado por una francesa, un español y un italiano. Este último confesó en el juicio haber sido encargado de vigilar a José Miguel Beñarán, Argala, y a Txomin. En diciembre de 1977 la Prensa reprodujo una carta firmada por un tal Txomin -firma que diversos medios identificaron como perteneciente a Iturbe- dando normas a los militantes del interior con vistas a una campaña de atentados.

Iturbe Abasolo fue detenido en Francia por última vez el 27 de abril de 1986. El motivo oficial fue el incumplimiento de una orden de confinamiento. Al menos desde un mes antes, Txomin venía sosteniendo contactos con representantes del Gobierno español a través de un intermediario cualificado. Varias fuentes aseguraron que durante los casi tres meses que permaneció en prisión estos contactos se intensificaron, antes de quedar bruscamente interrumpidos al ser deportado a Gabón.

El 14 de junio del pasado año fue condenado a un año de prisión por el Tribunal de Apelación de Pau (Francia) por posesión de armas. En este mismo juicio varios dirigentes de esa organización, entre ellos Juan Lorenzo Lasa Mitxelena, fueron condenados a siete años de cárcel por asociación de malhechores. La condena a Txomin venía a ampliar en nueve meses a que le había impuesto en primera instancia el Tribunal de Bayona, que volvió a juzgarle por violar la orden que le obligaba a residir en el departamento de Tours. Iturbe no llegó a cumplir su condena, ya que el 13 de julio fue deportado a Gabón.

Esta decisión fue adoptada por París con la conformidad del Gobierno español, debido a que Iturbe se había negado reiteradamente a comprometerse en la apertura de un diálogo que no se redujese a los puntos incluidos en la alternativa Kas.

Libertad de movimientos

El Gobierno de Gabón aceptó a Iturbe transitoriamente. Éste intentó infructuosamente ser enviado a Cuba, donde se encontraban varios de sus correligionarios. Ante las dificultades que planteaba su envío a un tercer país, bien por la negativa de sus respectivos Gobiernos, bien por la oposición del propio etarra, que se negó a su deportación a Sao Tomé, las autoridades gabonesas optaron por trasladarlo a Argelia sin conocimiento de las autoridades españolas.

En Argel disfrutaba de completa libertad de movimientos, lo que originó recelos por parte de las autoridades españolas, que expresaron en varias ocasiones su temor a que ese país norteafricano pudiera convertirse en un lugar de reagrupamiento de la organización terrorista vasca, dado el acoso que sufría en Francia.

Una entrevista concedida al diario vasco Egin motivó gestiones diplomáticas españolas para evitar que Argelia pudiera convertirse en un altavoz del dirigente etarra.

Altos dirigentes de Interior, encabezados por el secretario de Estado de Seguridad, Rafael Vera, viajaron a Argelia sin obtener aparentemente ningún resultado concreto. El vicepresidente: Alfonso Guerra trató también de estos temas en un viaje que realizó en diciembre a Argel.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 2 de marzo de 1987

Más información

  • Había mantenido numerosos contactos indirectos con el Gobierno