Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un ex funcionario y un aristócrata, presuntos implicados en las falsificaciones nobiliarias

Francisco López de Solé (conde consorte de Cabra), Fernando González Doria (abogado y genealogista), José Antonio Dávila García Miranda (abogado) y Luis Vallterra Fernández (ex jefe del Departamento de Títulos Nobiliarios del Ministerio de Justicia) se encuentran presuntamente implicados en la falsificación de títulos nobiliarios, según aseguraron fuentes del Ministerio de Justicia y de los afectados. El precio que los aspirantes a títulos nobiliarios pagaban por la rehabilitación de éstos se sitúa entre dos y siete millones.

Fuentes de los afectados señalaron que el organizador y cerebro de las supuestas falsificaciones es Francisco de Asís López de Solé y Martín de Vargas, conde consorte de Cabra. López de Solé está denunciado por Ramón Ayza y Suarez Castiello, barón de Tormoye, en el Juzgado de Instrucción número siete de Madrid por supuestas irregularidades en el proceso de rehabilitación del marquesado de las Serrezuelas, inserto en el sumario 813/85, que se encuentra en la actualidad en fase de diligencias previas. Francisco López de Solé negó el pasado jueves su participación en las falsificaciones.Fuentes del Ministerio de Justicia y de los afectados indicaron que la lista de los presuntos falsificadores se completa con Fernando González Doria y Durán de Quiroga, experto genealogista y abogado, José Antonio Dávila García Miranda y Luis Vallterra Fernández. "González Doria y Dávila García Miranda son conocidos por sus posiciones políticas ultraderechistas", según añadieron las fuentes administrativas. Dávila fue abogado de Alfonso de Borbón, duque de Cádiz. González Doria y Dávila, junto a Alfonso Figueroa, duque de Tovar, controlan como abogados cerca del 90% del mercado de peticiones de rehabilitación de títulos.

Las fuentes citadas aseguraron que el hombre clave en la Administración para las presuntas falsificaciones es Luis Vallterra Fernández, ex jefe del departamento de Títulos Nobiliarios del Servicio de Asuntos de Gracia. Este organismo, que depende de Justicia, tramita entre otras cuestiones los procesos de rehabilitación de títulos nobiliarios.

"Vallterra actuaría de topo en la Administración, dado su puesto de trabajo", según añadieron fuentes de los afectados, que precisaron que Vallterra posee una finca, "de extensa longitud" en la provincia de Valladolid, "lo que no se ajusta a un sueldo de funcionario". "Vallterra fue forzosamente jubilado en febrero o marzo pasado a raíz de la rehabilitación del Marquesado de Sollerich, en cuyo proceso fueron detectados indicios de irregularidades", añadieron. Fuentes del Ministerio de Justicia indicaron que "Vallterra se encontraría implicado, al menos por negligencia, ya que su departamento entendía de las rehabilitaciones".

Títulos rehabilitados

El número de títulos ya rehabilitados con presuntas irregularidades asciende a una veintena, además de la docena cuya tramitación ha sido detenida a raíz de las denuncias. Entre los ya rehabilitados se encuentra el Marquesado de Torregrosa, adjudicado a María Luisa Serrano Entrambasaguas, esposa de Vicente Blanco Gaspar, diputado del PDP a la Cámara legislativa de la Comunidad Autónoma de Madrid. Otros títulos presuntamente rehabilitados con irregularidades son los del marquesado de Guisa, el ducado de Baños y el ya citado de Sollerich.Las supuestas falsificaciones se cometían con certificaciones falsas de partidas de nacimiento y de matrimonio. Con esta documentación falsa se solicitaba la rehabilitación de determinado título nobiliario, muy antiguo y procedente de una familia extinguida en primera línea.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 12 de junio de 1985

Más información

  • La compra de un título podía costar siete millones