El viaje de los Reyes a Rumanía y Yugoslavia, nueva etapa en las relaciones con el Este

Los Reyes inician hoy una visita oficial de dos días a Rumanía, que continuará el miércoles con otra estancia oficial, también de dos días, en Yugoslavia. Este es el segundo viaje del Jefe del Estado español a países socialistas del este europeo, tras la visita que realizó a la URSS en 1983, y tiene un sentido esencialmente político, dado que las relaciones económicas de España con los dos países citados son mínimas. Ante todo se trata, según fuentes diplomáticas españolas, de hacer explícito el interés de España por el área en general y no sólo por la URSS, lo que supone abrir una segunda etapa en este ámbito.

Más información
Primera visita oficial de un Jefe de Estado español a Bucarest

Si el primer viaje al Este europeo de don Juan Carlos y doña Sofía fue a la URSS, por la obvia razón de que es el país líder del área, el segundo se realiza a Rumanía y Yugoslavia porque estos dos Estados son los más independientes dentro del bloque, dijeron las mismas fuentes. Con Rumanía se trata, además, de devolver la visita oficial que el jefe del Estado de este país, Nicolae Ceaucescu, reaIlizó a España en 1979. El interés respecto a Yugoslavia, país con el que no ha habido intercambios diplomáticos relevantes, reside también en que se trata de la mayor potencia industrial y económica de los Balcanes, así como el Estado socialista formalmente más cercano a la esfera occidental.En las relaciones de España con ambos países no existe ningún problema relevante que don Juan Carlos o el ministro de Asuntos Exteriores, Fernando Morán, que acompaña a los Reyes, deban resolver. Sin embargo, España desea con estas visitas demostrar su interés por el área socialista y dejar patente que la pertenencia de nuestro país al mundo occidental no es obstáculo para reconocer el hecho objetivo de que existe la Europa oriental "y cuenta también", dijeron las fuentes citadas. España, dentro de esta doctrina diplomática, desea tener una relación especial con otros países distintos de la URSS, entre los que las fuentes antedichas citaron a Yugoslavia y Polonia.

En cambio, los objetivos económicos son mínimos, porque los intercambios apenas ocupan espacio en el comercio exterior español, y las perspectivas de incrementarlos no son buenas, dado el fuerte endeudamiento de los países del Este y su consiguiente dificultad para obtener divisas, estrictamente necesarias para que los empresarios españoles tomen iniciativas en este terreno.

Los Reyes llegarán a la capital rumana, Bucarest, a mediodía de hoy. Don Juan Carlos celebrará por la tarde su primer encuentro con Ceaucescu y simultáneamente Morán se reunirá con el ministro de Asuntos Exteriores de Rumanía, Stefan Andrei. Tras una recepción de los Reyes a la exigua colonia española en Rumanía, la jornada oficial terminará con una cena de gala que ofrecerá el matrimonio Ceaucescu a los visitantes españoles, y previamente a la cual se pronunciarán los primeros discursos del viaje.

El día siguiente será esencialmente turístico, ya que los Reyes y su comitiva se desplazarán a Suceava, ciudad de Moldavia que servirá de base para la excursión a los monasterios ortodoxos de laregión, que tal vez constituyen el patrimonio hi stórico- artístico de mayor valor del país. A la vuelta, don Juan Carlos y doña Sofia recibirán al cuerpo diplomático acreditado en Bucarest.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Etapa yugoslava

El viaje a Rumanía terminará el miércoles por la mañana con una fugaz visita del Rey a una fábrica de aviones, tras lo que los Reyes emprenderán el vuelo a la capital de Yugoslavia, Belgrado.A mediodía recibirá a los Reyes en el aeropuerto el presidente del Consejo de Estado, Radovan Vlajkovic, que ocupa esta jefatura nominal del Estado desde el 15 de mayo de este año hasta la misma fecha de 1986, por riguroso turno rotatorio de las repúblicas y regiones autónomas que forman esta federación. Este mismo día el Rey depositará flores en la tumba del Soldado Desconocido, antes de que se celebre la entrevista de don Juan Carlos con VIajkovic y de Morán con su colega yugoslavo, Raif Dizdarevic. La jornada terminará con una cena oficial.

El jueves por la mañana los Reyes plantarán un árbol en el Parque de la Amistad, visitarán el Ayuntamiento de Belgrado y el Parlamento federal, y recibirán a la colonia española. Por la tarde será la recepción al cuerpo diplomático y una visita al Museo de la Guerra, instalado en la fortaleza Kelemegdan, y el día terminará con una cena íntima de los Reyes con el presidente yugoslavo y su esposa. La última etapa del viaje será, el viernes, una visita a Sarajevo, capital de la república autónoma de Bosnia-Herzegovina.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS