Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CANARIAS

Tres científicos británicos denuncian haber sido tiroteados por legionarios en Fuerteventura

Tres científicos británicos que han estado durante las últimas semanas en Fuerteventura (Las Palmas), formando parte de una expedición científica, han denunciado ante el cónsul general del Reino Unido en Canarias, Douglas Robert Stuart, que han sido víctimas el pasado 25 de febrero de un prolongado tiroteo por parte de legionarios del Tercio Don Juan de Austria, ubicado en la isla, cuyos proyectiles sólo pasaron un par de metros por encima de sus cabezas.

Las PalmasBarry Phillips, coordinador de la expedición científica, denuncia en su escrito al cónsul que, mientras estaban desarrollando sus trabajos en las laderas de Montañas Negras, a unos 40 kilómetros al sur de Puerto del Rosario, capital de Fuerteventura, se vieron sorprendidos por unas ráfagas continuadas de metralleta."Estaba observando", señala Phillips, "una pareja de pájaros en la ladera sur de la Cuesta del Cuchillo, aproximadamente a unos 15 metros por debajo de la cresta de la montaña, cuando oí unos cuantos tiros disparados en una rápida sucesión. Serían las diez de la mañana. Unos pocos minutos más tarde me alarmó un fuerte y rápido tiroteo y me di cuenta que estaban disparando con una ametralladora pesada por encima de mi posición. Agachándome debajo de una roca saliente, pude oír con claridad las balas pasando sólo a un par de metros por encima de mi cabeza". El coordinador científico añade que el primer tiroteo duró alrededor de un minuto, pero casi inmediatamente "continuó el fuego y tuve que ponerme a cubierto".

Los científicos británicos aseguran que, no existía por la zona donde ellos trabajaban ninguna señal que avisara de una supuesta área acotada para entrenamientos militares. "El grupo que disparaba", continúa su relato, "había simplemente apuntado su ametralladora a la cresta de la cordillera y había disparado a ciegas hacia el otro lado, sin tener en cuenta que podía haber gente en la línea de fuego". Otro miembro de la expedición, el zoólogo David Hill, asegura: "Estaba situado a la vista de un grupo de cuatro legionarios. Por consiguiente, tuvieron que ser conscientes de mi presencia en la zona de tiro".

La expedición científica, perteneciente al Consejo Internacional para la Conservación de las Aves, estaba compuesta por un equipo hispano-británico, en el que, además de los señalados se hallaban el español Guillermo Delgado y el británico Neale Taylor, quienes realizaban unos trabajos de investigación sobre la tarabilla, una de las aves más raras de Europa.

El cónsul británico en Canarias, tras los incidentes, ha anunciado que puso los hechos en conocimiento del Gobierno Militar de Las Palmas. Sin embargo, fuentes del Estado Mayor del Ejército negaron que se hubiera recibido queja alguna del consulado británico en el Gobierno Militar. No obstante, la Capitanía General de Canarias abrirá información para esclarecer el incidente.

En contra de la Legión

El senador socialista Francisco Pérez se mostró contrario a la permanencia de la Legión en Fuerteventura y disconforme con las recientes declaraciones del ministro Narcís Serra al respecto, informa Efe. "La Legión no me gusta ni en Fuerteventura ni en ningún otro sitio", dijo, "y, si es cierto que el ministro Serra ha calificado de montaje contra la Legión las denuncias que existen contra ella, me parece que sus declaraciones son groseras".Tras recalcar que está convencido de que tampoco les gusta al Gobierno ni al PSOE, Pérez matizó que la disolución de la Legión "pasa por la creación de otro cuerpo más profesionalizado, algo que no puede hacerse de la noche al día".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 17 de marzo de 1985