Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno belga no halló países a los que deportar a Ormaza y Arteche

El senador del Partido Nacionalista Vasco Joseba Azkárraga estuvo en Bruselas en los días que precedieron a la extradición de los supuestos etarras Salvador Ormaza y Joseba Arteche, y se entrevistó con miembros del Gabinete del ministro de Asuntos Exteriores, Leo Tindemans.

El PNV intervino así para intentar que Bélgica no concediera la extradición.

El Ministerio de Asuntos Exteriores belga, que inicialmente era favorable a conceder la extradición, consideró luego que sería mejor expulsarles. Al parecer, Salvador Ormaza quería ir a Cuba; y Joseba Arteche, a Venezuela, pero ninguno de estos dos países se mostró dispuesto a aceptarlos.

El Ministerio de Asuntos Exteriores no logró, en unos primeros intentos, encontrar ningún país para expulsarles.

Así las cosas, fue el ministro de Justicia y vicepresidente del Gobierno, el liberal Jean Gol, firme partidario de una estrecha cooperación y coordinación europea en la lucha contra el terrorismo, el que impuso su parecer personal a favor de la extradición, convenciendo finalmente a Tindemans para que se sumase a este punto de vista.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 19 de julio de 1984