Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ANDALUCÍA

27 mujeres que aducen embarazo, detenidas en Algeciras al negarse a ser examinadas en la aduana

Un grupo de 27 mujeres ingresaron en la prisión preventiva de Algeciras al negarse a ser reconocidas por una doctora en la aduana. Todas ellas portaban certificados de embarazo, lo que las excusaba de pasar por el dispositivo de rayos X que detecta la presencia de droga en el cuerpo. Las autoridades aduaneras algecireñas han visto con sorpresa cómo aumentaba el número de embarazadas en los últimos meses.

La instalación de un aparato de rayos X en la aduana de Algeciras, en el último trimestre del pasado año -a instancias del inspector de aduanas e impuestos especiales, Pedro de Vicente-, hizo que aumentasen vertiginosamente los atestados. Los agentes hacían pasar por el artilugio a cualquier sospechoso y se detectaba la sustancía en caso de que la llevase. Sólo en el primer mes fueron 700 los hombres a quienes se les encontró droga en el cuerpo, especialmente en el recto.Desde hacía dos meses se observaba el aumento de pasajeras embarazadas o que exhibían certificados de embarazo. La medicina desaconseja someter a rayos X a las mujeres en estado, y por esta razón las autoridades comenzaron a dudar de la autenticidad de tales documentos. Para comprobarlo, se contrató el servicio de una doctora en obstetricia que reconociese manualmente a las sospechosas.

La especialista comenzó a trabajar el pasado día 9, y ese mismo día 150 mujeres presuntamente embarazadas fueron retenidas en la aduana cuando regresaban de Ceuta, al negarse a ser examinadas por la doctora. Algunas accedieron, y el resultado fue el hallazgo de paquetes con droga en el interior de las vaginas, algunos con casi 500 gramos. Hubo momentos de confusión, y un grupo de 50 mujeres se negó en redondo al reconocimiento al tacto. Se instruyeron 50 atestados, pero solamente pudieron ingresar en prisión 27 de ellas, por no haber espacio fisico suficiente en la cárcel preventiva de Algeciras. Las demás quedaron en libertad provisional, con la obligación de presentarse diariamente ante el juez instructor.

Excursiones a Ceuta

Prácticamente todas las detenidas son andaluzas, muchas de ellas del Campo de Gibraltar. Al parecer formaban grupos de seis o siete, a cuyo frente viajaba un guía, que organizaba las excursiones a Ceuta y, una vez a salvo las presuntas embarazadas, recogía y distribuía la droga. Fuentes de la aduana manifestaban ayer que el procedimiento para conseguir certificados de embarazo consiste, normalmente, en presentarse en la consulta de un ginecólogo con un frasco de orina de alguna amiga realmente embarazada.Las pesquisas para el descubrimiento de este método de introducción de droga en la península se iniciaron cuando la Guardia Civil interceptó en varias ocasiones autobuses de excursionistas procedentes del Campo de Gibraltar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 11 de abril de 1984