Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia de Pamplona restituye a Del Burgo como presidente de la diputación

Jaime Ignacio del Burgo, ex presidente de la Diputación Foral de Navarra, deberá ser restituido inmediatamente en este cargo, del que fue apartado por sus propios compañeros de corporación, en abril de 1980, por sus supuestas implicaciones en el caso FASA, según señala el auto dictado por la sala de lo contencioso-administrativo de la Audiencia de Pamplona. El Gobierno de Navarra proyecta tomar este mismo sábado una decisión al respecto.

Esta resolución resuelve el incidente de procedimiento planteado por la diputación tras conocer el fallo del Tribunal Supremo del pasado mes de octubre, en el que se declaraba nulo el acuerdo de la corporación navarra de destituir a Del Burgo como presidente del Gobierno de esta comunidad.La diputación navarra, que había argumentado ante la Audiencia la imposibilidad legal y material de ejecutar la sentencia del Tribunal Supremo, se encuentra en funciones desde el 8 de mayo de 1983, y al frente de la misma se halla actualmente Juan Manuel Arza. Desde esta institución no se ha hecho todavía ningún comentario oficial en torno al auto de la Audiencia, si bien algunos diputados han estado reunidos para estudiar la situación.

En un pleno extraordinario que tendrá lugar el próximo sábado, el Gobierno de Navarra adoptará una resolución.

La decisión que puede adoptar la diputación en esta sesión plenaria es la de ejecutar la sentencia -es decir, proceder a la inmediata reposición de Del Burgo en las funciones de presidente del Gobierno de esta comunidad, previo cese de Juan Manuel Arza- o bien recurrir la interpretación de la Audiencia ante el Tribunal Supremo, extremo que, a priori, ayer no se estimaba muy probable.

El dictamen de la Audiencia de Pamplona, dado a conocer ayer en esta ciudad, señala que la efectividad de la sentencia del Tribunal Supremo debe dar lugar a la reanudación de la situación jurídica que habría existido si el acto de destitución no se hubiera producido.

La sala de lo contencioso de la Audiencia, en uno de cuyos considerandos alude al artículo 118 de la Constitución sobre el obligado cumplimiento de las sentencias, especifica además que la ley de Amejoramiento no debe ser obstáculo para la ejecución de la resolución, porque no se altera el estado legal de la actual diputación, al no haberse procedido a la designación del nuevo Gobierno. Este dictamen de la Audiencia ha venido, por otra parte, a enturbiar aún más, si cabe, en opinión de algunos sectores políticos, la precaria situación por la que atraviesa esta comunidad, con unas instituciones totalmente paralizadas desde hace meses por no estar constituido el nuevo Gobierno de Navarra a consecuencia de las discrepancias existentes entre los dos grupos mayoritarios -PSOE y UPN- en la interpretación de la ley de Amejoramiento del Fuero y, en concreto, en el apartado de la nominación del presidente del Ejecutivo navarro.

Del Burgo confía en el cumplimiento de la sentencia

Para Jaime Ignacio del Burgo, "la resolución de la Audiencia supone, por un lado, un nuevo triunfo del Estado de derecho, y por otro, que se puede confiar en la justicia independiente para la protección de los derechos fundamentales de todo ciudadano".

Del Burgo, en declaraciones a EL PAIS, considera que, efectivamente, la diputación puede presentar recurso contra este auto, "pero eso no afecta para nada a la ejecutividad del mismo. Se obliga a la diputación a mi inmediata reposición en el cargo, y espero que se cumpla así, porque en caso contrario sería la Audiencia la que debería tomar cartas en este asunto".

Del Burgo puntualizó, además, que "sería un escándalo muy grave si no se cumple esta resolución, ya que se vulnera el auto de la Audiencia y ello provocaría, además, un grave descrédito para las instituciones navarras, que son las primeras obligadas a cumplir la ley".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 12 de enero de 1984

Más información

  • El Gobierno de Navarra tomará una decisión este sábado sobre la sentencia