Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TRIBUNALES

Decretan la captura e ingreso en prisión de una nieta de Pilar Franco

El Juzgado de Instrucción número uno de Terrassa ha dado orden de búsqueda, captura e ingreso en prisión de Paloma Lago Jaraiz, nieta de Pilar Franco. Sobre Paloma Lago no ha recaído ninguna acusación en concreto, pero se la busca por su presunta vinculación a las irregularidades legales cometidas en el seno de la secta de Pedro Vivancos, alias Raschimura. Con anterioridad, e infructuosa mente, el juez había llamado a Paloma Lago a declarar en las diligencias previas que se siguen contra los responsables de la secta por los presuntos delitos de usurpáción de funciones, imprudencia con resultado de muerte, estafa continuada y homicidio.

Viuda de su primer esposo, Paloma Lago se unió al fundador y promotor de la secta, con el que ha tenido dos hijos. Paloma Lago, de 55 años de edad, puso todo su dinero al servicio de los proyectos de Pedro Vivancos y abrieron una guardería infantil, una clínica en Sant Cugat y un centro de medicina natural en Barcelona. Paloma Lago, que jamás ha escondido su vinculación a la familia Franco, aseguraba ser totalmente feliz en el seno de la secta.

Cuando Pedro Vivancos desapareció temporalmente en abril, le acompañó Paloma Lago. Según informes policiales, vivían juntos en un sótano de la calle de Guillermo Tell de Barcelona.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 11 de octubre de 1983