Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Navratilova y Jaeger disputarán la final femenina de Wimbledon

Martina Navratilova (EE UU, 1) y Andrea Jaeger (EE UU, 3) jugarán el próximo sábado la final del torneo femenino de Wimbledon tras ponerse ayer en semifinales, respectivamente, a Yvonne Vermaak (Suráffica) y Billie Jean King (EE UU, 10), por el mismo resultado: 6-1 y 6-1. Hoy se juegan las semifinales masculinas que enfrentan John McEnroe (EE UU, 2) e Ivan Undi (Checoslovaquia, 3) y a Curren (Suráfrica, 17) con Chris Lewis (Nueva Zelanda). Estos dos serán transmitidos por Televisión Española, desde las 15,02 por el segundo canal.

Navratilova y Jaeger tuvieron pocas dificultades en las semifinales. Andrea Jaeger, relajada, alegre, con mucha seguridad en su juego y con una gran rapidez, nunca permitió que Billie Jean King tuviese tiempo para centrarse y controlar el partido que se le escapó de las manos desde el primer juego. A Billie Jean, que considera que éste fue el peor partido de su vida en Wimbledon, no le entró su primer servicio y tampoco supo responder al juego muy profundo de Andrea, que la mantuvo en el fondo de la pista, cuando su mejor juego lo desarrolla en la red. Con passing-shots, lobs y golpes cruzados, Andrea cortó todos los intentos de Billie, aunque el golpe que mayores beneficios le reportó fue el resto sobre el servicio de King.Andrea, desde luego, no le guardó ningún respeto a la historia y a los casi 40 años de Billie Jean King. "Soy demasiado joven para apreciar lo que ha hecho durante su carrera", comentó Andrea Jaeger. Andrea se divirtió ayer en la pista central, no sólo con su juego. En algunos momentos no pudo evitar esbozar una abierta sonrisa: "Creo que debo divertirme jugando al tenis. Hoy, cuando la bola se ha paseado. por la red, en un set-ball, y finalmente ha significado un punto para Billie Jean, he mirado a la tribuna y he visto a mi hermana riendo, y yo no he podido evitar contagiarme".

Billie Jean King, muy seria, justificó su derrota: "No he podido hacer nada de lo que había planeado. Fue como una ejecución". Billie Jean comentó también que era normal que las jóvenes no se sientan agarrotadas ante su reputación: "Algunas de estas niñas tenían dos años cuando yo jugaba mi mejor tenis". Billie Jean King, triste, añadió: "Cuando abandonaba la pista central, he mirado hacia atrás por encima de mi hombro, por si era la última vez".

Andrea, que juega en Wimbledon con un estilo muy parecido al del sueco Bjorn Borg, tendrá que enfrentarse en la final a Martina Navratilova que está en un extraordinario momento de forma. Ayer, la surafricana Yvonne Vermaak le duró 36 minutos. El primer set tuvo una duración de ape nas 16 minutos. Billie Jean King, a la que se le preguntó sobre cuál era su favorita para la final, explicó que "Andrea Jaeger nunca ha creí do poder ganar". La exhibición de Martina Navratilova ante Vermaak consistió en su servicio po tente, una volea extraordinaria, y una rapidez y una agilidad muy poco comunes para el más relajado tenis femenino.

El duelo McEnroe-Lendl

Cuando John Patrick McEnroe e Ivan Lendl entren hoy en la pista central de Wimbledon, todo el mundo estará preparado para ver el partido del torneo. McEnroe y Lendl llegan a la semifinal tras haber cedido un sólo set cada uno y, ya con Connors fuera de competición, el ganador de este partido tiene todas las posibilidades de alzar el domingo la copa del torneo. McEnroe y Lendl se han enfrentado tres veces este año. En Nueva York, en el Masters, ganó Lendl. En Filadelfia y Dallas se impuso McEnroe. El diario The Guardian ya ha calificado este partido como "la cuarta guerra de las galaxias". La duda está en saber si Lendl mantendrá su buen juego en un partido con tanta tensión, precisamente en los que menos cómodo se siente.La otra semifinal enfrenta a Kevin Curren con Chris Lewis. El primero es el favorito. Con un servicio poderoso, y una volea perfecta y sencilla, Curren parece mucho más adaptado a la superficie de Wimbledon que Lewis, con mucha menos fuerza, aunque con más rapidez. Curren, además, es mucho más tranquilo y tiene más experiencia.

McEnroe, por su parte, ya tiene asegurada su presencia en una de las finales. Ayer, con Peter Fleming, venció en las semifinales de dobles a la pareja sueca formada por Hans Simonsson y Andrew Jarryd por 6-2, 6-2 y 64.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 1 de julio de 1983

Más información

  • Tenis: hoy, la gran semifinal McEnroe-Lendl