El juez decreto la libertad de Pilar Nieva, presentada por Interior como peligrosa 'etarra'

Una de las presuntas etarras del comando Madrid, Pilar Nieva, detenida el pasado 7 de abril y considerada por el Ministro del Interior, José Barrionuevo, como una de las piezas clave en el secuestro de Diego Prado y Colon de Carvajal, fue puesta en libertad provisional el martes por el juez de la sección segunda de la Audiencia Nacional, acción que recurrió inmediatamente el fiscal ante la Sala de lo Penal de la citada Audiencia, y que de momento ha quedado en suspenso.Al parecer, el magistrado que instruye el sumario de Pilar Nieva y de otros tres presuntos miembros de Eta Militar no ha encontrado pruebas suficientes que la vinculen con los cargos que le imputaba la policía y que, según explicó Barrionuevo en la rueda de prensa del 8 de abril, que siguió a la operación de peinado del barrio del Pilar (Madrid), la detenida era el enlace principal del grupo etarra y era vigilada por la policía desde hacía un año.

La decisión del fiscal de recurrir fue apoyada ayer por el Consejo de Ministros, que debatió lo que en medios gubernamentales se considera "sorprendente" decisión del juez de la Audiencia Nacional.

Por su parte, el ministerio del Interior y la policía mantienen los cargos formulados contra Pilar Nieva y que constituyen, según ambas fuentes, una base suficiente para demostrar las implicaciones y peligrosidad de la detenida.

Uno de los abogados de los detenidos, Iñaki Esnaola, declaró ayer que lo que el fiscal trata de evitar es que "el show de Barrionuevo, con su operación en el barrio del Pilar, se venga abajo tan pronto". Según Esnaola, el fiscal, para impedir la decisión del juez, ha hecho uso de un decreto ley de 26 de enero de 1979 que "concede al fiscal facultades omnímodas en materia de libertades provisionales".

Otro abogado vasco, Iñigo Iruin, declaró al diario Egin que, "hoy por hoy, es el fiscal el que concede la libertad provisional, y el juez se limita a ratificarla. Al ocurrir lo contrario, como en esta ocasión, el fiscal puede recurrir en virtud del citado decreto ley especial, al que el PSOE se opuso cuando lo propuso UCD. El fiscal se ha convertido en garante del Ejecutivo, en lugar de ser garante de la legalidad, y en concreto, en este caso, ha sido garante de una actuación muy concreta del Ministerio del Interior".

Como resultado de la operación de búsqueda de Diego Prado -que continúa secuestrado desde el 25 de marzo-, la policía detuvo a cuatro personas y descubrió cinco pisos francos, todos ellos pertenecientes a la infraestructura de Eta Militar en la capital, y definió a uno de los detenidos, Jon Tapia Irujo, como participante directo en el secuestro del financiero madrileño.

Además de Nieva y Tapia, la policía detuvo el 7 de abril a José Antonio Garbi del Río y Yolanda Pequeño Sevilla, que estaban al frente del aparato de información de Eta-m en la capital. Según fuentes oficiales en aquella ocasión, la captura de los archivos del comando Madrid, impidió el posible asesinato de un magistrado y un banquero, que estaban en la lista inmediata de atentados de la organización terrorista, y permitió que otras decenas de militares, políticos y financieros en las listas negras de ETA, pudieran cambiar sus hábitos y desplazamientos y preocuparse por su seguridad.

El ministro Barrionuevo dijo, al explicar las detenciones a la Prensa el 8 de abril, que Pilar Nieva, principal enlace del comando Madrid, y Tapia Irujo fueron detenidos en uno de los pisos, que tenía alquilado la primera desde hacía un año y que estaba sometido a control policial. También informó que a través de escuchas telefónicas se supo que Pilar Nieva y Tapia Irujó habían discutido el traslado de Diego Prado a dicho piso franco con Belén González y José Luis Urriasolo, que posteriormente, y siempre según Barrionuevo, habían escapado por un error policial cuando acudían al domicilio de Nieva. Sobre el paradero de Diego Prado, la policía no ha rechazado todavía la posibilidad de que esté oculto en Madrid.

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 18 de mayo de 1983.

Lo más visto en...

Top 50