Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irán amenaza con bloquear el golfo Pérsico

El presidente del Parlamento iraní, el hodjatoleslam Rafsanjani, amenazó ayer a Europa occidental con impedir el tráfico de petróleo por el golfo Pérsico si su país se ve privado de utilizar la terminal de Kharg debido a ataques del ejercito iraquí.En una alocución transmitida por radio a toda la nación, a la hora de la oración del viernes, Rafsanjani afirmó que "el día en que Irán sea privado del petróleo del golfo Pérsico y de sus ingresos por este concepto, toda Europa se verá privado de aquel igualmente". El presidente del Parlamento iraní añadió que si su país había asegurado el tráfico por el golfo desde el inicio de la guerra irano iraquí, en septiembre de 1980, también tenía los medios para crear en él un clima de inseguridad, si las circunstancias obligaban a su país a ello. Por otra parte el lider irani afirmó que "los días críticos, decisivos para el desenlace de la guerra, se aproximan".

A mediados del pasado mes de agosto, el presidente de Irak, Saddam Hussein, amenazó con atacar la terminal petrolera de Kharg, la principal vía de exportación del crudo iraní, así como hundir a los barcos de cualquier nacionalidad que carguen allí o tengan ese puerto como destino. Las declaraciones del presidente del Parlamento iraní serían, de esta forma, la contestación a esta amenaza del presidente iraquí.

Rafsanjani atacó "a las agencias de Prensa y a los portavoces occidentales que afirman que Irak ha atacado ya la terminal de Kharg, señalando que estas afirmaciones tienen como objetivo hacer abrir las compuertas de los pozos de petróleo de Arabia Saudí, que vende su crudo a bajo precio para presionar económicamente a Irán".

Rechazo del plan Reagan

Respecto a la reciente iniciativa de paz para Oriente Próximo, propuesta por el presidente norteamericano Ronald Reagan y apoyada por el presidente francés Mitterrand, se manifestó en contra de ella, ya que, en su opinión, es lo mismo que los acuerdos de Camp David y persiguen el reconocimiento de Israel "como una realidad, cosa que es imposible".

Por último, el presidente del Parlamento iraní advirtió que su país no aceptará las resoluciones que, sobre el conflicto irano-iraquí, puedan tomar los países árabes en la cumbre que celebrarán la semana próxima en Fez (Marruecos).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 4 de septiembre de 1982