Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Irán considera insuficientes los pasos pacificadores anunciados por Irak

La retirada de las tropas iraquíes de los territorios ocupados a Irán, anunciado por el presidente de Irak, Sadam Hussein, el pasado domingo, es una de las cinco condiciones exigidas por Teherán para poner fin a la guerra que comenzó hace veinte meses.Sin embargo, el imán Jomeini declaró ayer que la retirada de tropas iraquíes no es por sí misma suficiente para poner fin a la guerra. Jomeini hizo la declaración en un mensaje difundido por la radio nacional iraní como respuesta a las declaraciones de Hussein.

Esta declaración hace suponer a los medios diplomáticos de Teherán que la retirada, con una duración en principio de diez días, no significará el fin de la guerra.

Desde la reconquista de Jorramchar, el pasado 24 de mayo, y la reconquista por las armas de la casi totalidad de la provincia petrolera del Juzestán, las operaciones militares se limitaban a un duelo artillero hasta la propuesta iraquí de alto el fuego del pasado 10 de junio, una propuesta que fue rechazada por Irán.

Las cinco condiciones exigidas por los iraníes para poner fin a la guerra son: evacuación de los territorios ocupados; identificación y castigo del agresor; pago de los daños de guerra (unos 150.000 millones de dólares), el retorno a Irak de los refugiados que lo deseen y libre paso por Irak de las fuerzas iraníes que se trasladen a Líbano. Otra condición implícita es el fin del régimen de Hussein.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de junio de 1982