Cartas al director
i

La mujer y el Islam

He visto en su periódico muchas noticias que indican que algo se está moviendo en el mundo islámico. Dos me han llamado la atención, referentes ambas a nosotras la mujeres: una, estudiantes argelinas y ex guerrilleras del FLN consideran machista el proyecto de código familiar argelino; dos, la hija del embajador de Arabia Saudí en Suecia desaparece voluntariamente para no tener que volver a su país, donde sus padres la han prometido en matrimonio.¿Puede el mundo islámico continuar así a finales del siglo XX? ¿No hay modo de promover ayuda del mundo occidental para estas hermanas tan inhumanamente tratadas? No es que nosotras no tengamos problemas, pero, además de que ellas son seres humanos a los que hay que ayudar, por otra parte, si el mundo musulmán supera esa esclavitud y dignifica a sus mujeres, esto tendrá indudablemente repercusión positiva en nosotras, porque cada día hay más relaciones e influencias mutuas entre los petrodólares y Europa.

Los hombres y mujeres de buena voluntad debemos pedir a los organismos mundiales de defensa de los derechos humanos que estudien y actúen a fondo en el problema de las mujeres árabes, heroicas y abnegadas, que están consiguiendo con gran lucha y esfuerzo su libertad y dignidad./

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0030, 30 de enero de 1982.

Lo más visto en...

Top 50