Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

En verano desciende el número de delitos contra la propiedad

Los delitos cometidos contra la propiedad (robos, hurtos y atracos) experimentan durante los meses de verano, especialmente en agosto, un notable descenso en relación con otras épocas del año, según ha podido comprobar este periódico a través de la relación de actos delictivos que mantiene la Jefatura Superior de Policía de Madrid. Los expertos en el tema señalaron a EL PAIS que durante los meses de verano los delincuentes también se toman sus vacaciones, aunque en muchos casos viajen a zonas turísticas y realicen allí sus delitos, debido al gran índice de población que se traslada a esos lugares.Los expertos policiales en este tema comentaron a este periódico que, aunque el índice de comisión de delitos contra la propiedad no descienda exageradamente durante las épocas estivales, sí puede observarse que los delincuentes suelen veranear como los demás ciudadanos y, en muchos casos, se dedican a trabajar en las zonas turísticas, ya que Madrid no les suele ofrecer en agosto muchas oportunidades.

En este mismo tipo de delitos es curioso observar que el número de sustracciones de vehículos desciende considerablemente. Por ejemplo, durante el mes de agosto del año pasado fueron cometidas 1.007 sustracciones de automóviles, mientras el mes del año que más actos de este tipo detectó fue febrero, en el que se llegó a la cifra de 1.789.

Por otra parte, hay que señalar, según comentaban los expertos, que durante estos meses, aunque de forma irregular, suele observarse un mayor índice de robos en domicilios. Los delincuentes también suelen tomar las viviendas de las personas que se encuentran de vacaciones, previo estudio de las características de las mismas, y las vacían. Joyas, muebles, dinero, en algunos casos aparatos mecánicos y antigüedades, son los objetos que con frecuencia se llevan, para vender posteriormente a contactos anteriormente establecidos o en el Rastro.

La policía, de todas formas, mantiene en Madrid el mismo número de funcionarios que en otra época del año, mientras en los lugares de veraneo no se han reforzado los efectivos excesivamente, como en años anteriores. En este sentido, la Jefatura Superior de Policía tiene previsto aumentar la vigilancia policial, si fuera necesario, en toda la provincia de Madrid, donde gran parte de las personas que habitan en la capital durante el invierno se trasladan, a las localidades próximas a la capital en estas épocas para pasar sus vacaciones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 25 de julio de 1981

Más información

  • También suelen "veranear" en zonas turísticas