Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Tito Fernández estrena "una película honesta sobre la homosexualidad"

Tito Fernández, director de la película Gay, que se estrenó anoche en Madrid, asegura que su obra que trata sobre un determinado universo homosexual, está hecha con «sinceridad, honestidad y no es en absoluto oportunista».

Dice Tito Fernández, que ya dirigió El cipote de Archidona, sobre un famoso suceso popular que narraron Camilo José Cela y Alfonso Canales, que en su nuevo filme ha querido seguir la vía del humor para narrar los hechos.«De hecho, de esta manera sigo los propios mecanismos de la gente de la que habla mi nueva película. La principal herramienta del homosexual es el uso del humor». La risa es, para Tito Fernández, la mejor defensa que utiliza el homosexual para defenderse de un entorno que él considera que en España es hostil «para quienes viven en una norma por completo ajena a la norma del heterosexual».

Gay narra la historia conflictiva de un grupo de homosexuales que quieren montar un club en un pueblo de Andalucía y se encuentran con la oposición de un cacique que usa toda clase de artimañas y disposiciones legales (les acusa de escándalo público) para impedir el cumplimiento de sus intenciones.

La narración, dice Tito Fernández, obedece a su tesis acerca de lo que ocurre en la realidad: «El pueblo acepta al homosexual y al mariquita popular, que es rechazado cuando llega a tomar contacto con la burguesía».

En la película, cuyos protagonistas principales son Paco Algora, Josele Román, Isabel Luque y Pepe Álvarez, trabajan algunos homosexuales; tanto estos últimos como los homosexuales que han visto la película «la han contemplado como un ejercicio honesto y sincero sobre un problema que no hemos querido tratar con tintes de drama ».

No cree Tito Fernández que la risa que él considera que provoca esta película sea una manera de ocultar la simbología que le adjudica a su filme, e insiste en que «la risa es el instrumento intelectual de los homosexuales ante los ataques que recibe de la intransigencia social que persiste en España y que en este filme está simbolizada en el cacique que usa matones para prevenir el ejercicio de un trabajo por parte de un grupo de personas».

En ese enfrentamiento entre la intransigencia y lo contrario a la norma salen vencedores, dice Tito Fernández, los homosexuales, «porque el cacique se ve ridiculizado, reducido a su papel de, personaje de otro tiempo».

Manuel Vidal hizo el guión de este filme, con el que Tito Fernández cree haber llegado a usar atinadamente el humor que siempre ha faltado en este país a la hora de contar lo que, en el fondo, es la tragedia de la intransigencia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de marzo de 1981

Más información

  • "Gay", nueva obra del director de "El cipote de Archidona"