El partido de Manuel Fraga no concederá "un cheque en blanco" a Calvo Sotelo

Alianza Popular (AP) se niega a conceder más cheques en blanco a Unión de Centro Democrático (UCD), y anticipa que no votará a favor de la investidura de Leopoldo Calvo Sotelo como presidente del Gobierno, sin perjuicio del deseo dé «colaboración honrada con ellos». Esta fue una de las afirmaciones más aplaudidas por los compromisarios que asisten al IV Congreso de AP, que se clausura hoy, y en el que Manuel Fraga presentó la base de un programa de gobierno, aunque «abierto a las mejoras que otras fuerzas políticas pudieran introducir». Los aliancistas insistieron en la conveniencia de una mayoría natural, sin que ello quisiera decir la unión con UCD, fuerza política que, en opinión del senador Abel Matutes, «está demasiado desprestigiada». El congreso aprobó también una propuesta al Grupo Parlamentario de Coalición Democrática para promover un de bate sobre el restablecimiento de la pena de muerte.

Mientras tanto, Leopoldo Calvo Sotelo continuó la preparación de la investidura. En una reunión con siete ministros del actual Gabinete en funciones intercambió puntos de vista sobre el programa de gobierno que mañana, lunes, deberá someter al Comité Ejecutivo de UCD, al tiempo que, en otra reunión prevista para ese mismo día con el Grupo Parlamentario Centrista, preparará la estrategia del debate. La muerte del presunto etarra José Ignacio Arregui ha introducido un elemento nuevo en las negociaciones con los demás partidos parlamentarios, y puede poner en peligro el apoyo de las minorías nacionalistas.

Páginas 15, 16 y 17

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS