Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El sha podrá vivir "largos años", según el cirujano que le ha operado

El estado de salud del sha de Irán es «muy satisfactorio» después de la operación de extracción del bazo que sufrió el viernes por la tarde, ha anunciado el doctor norteamericano Michael Debakey, que operó al derrocado soberano. Debakey precisó que el sha podrá abandonar el hospital en diez días.El cirujano que operó a Reza Pahlevi añadió que el ex sha podrá ahora vivir normalmente y llevar una vida muy activa durante largos años. La intervención quirúrgica, necesaria tras la agudización del proceso canceroso del paciente, duró algo más de una hora.

El equipo médico que atiende al sha seguía sin determinar ayer si era canceroso el bazo que anoche le fue extirpado al derrocado monarca, pero afirmó que Mobamed Reza Pahlevi continúa recuperándose satisfactoriamente.

Debakey, cirujano estadounidense que encabeza el equipo de médicos norteamericanos y egipcios que realizó la operación, añadió que el bazo extirpado tenía el tamaño de un balón de fútbol (varias veces el tamaño normal) y presentaba una amenaza para la vida del sha.

Aún no ha concluido -dijo también- las pruebas para determinar si el órgano extirpado es canceroso, cosa que probablemente se sabrá en el plazo de dos días.

Otro médico especificó, sin embargo, que el cáncer linfático detectado en el cuello del sha desde hace varios años no se ha extendido al resto de ese sistema.

Según Debakey, Mohamed Reza Pahlevi recuperó el conocimiento aproximadamente una hora después de la operación, que duró hora y media, y goza de buen ánimo.

La esposa del sha, Farah Diba, y sus hijos siguieron de cerca la intervención, mediante un circuito cerrado de televisión.

En tanto, la Asamblea Popular egipcia ha aprobado una resolución de apoyo a la decisión del Gobierno de El Cairo de conceder asilo político al sha.

La resolución echó por tierra las protestas de dos diputados de la oposición izquierdista, que rnantienen que la concesión de asilo al derrocado monarca es «anticonstitucional», dado que, en este caso, no se cumple el requisito constitucional de «persecución a causa de su lucha en defensa de los intereses de su pueblo».

Mentis norteamericano

La Casa Blanca calificó ayer de «broma» la información procedente de Teherán de que el presidente Carter envió un mensaje al ayatollah Jomeini admitiendo que Estados Unidos «cometió errores en el pasado en su política exterior».El secretario de prensa del presidente Carter, Jody Powell, dijo a la prensa que «el presidente no ha enviado ese mensaje a Jomeini o a ninguna otra persona».

La supuesta carta presidencial contenía, entre otros, los siguientes párrafos: «Mi Gobierno heredó una situación internacional muy sensible, que es resultado de otras decisiones y circunstancias políticas, haciéndonos a todos cometer errores en el pasado.»

Por su parte, el ministro iraní de Asuntos Exteriores, Sadeq Ghotbzadeh, afirmó que el documento era cierto y que el mentís norteamericano podría destruir las esperanzas que los iraníes tienen en lo que diga o haga el Gobierno norteamericano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 30 de marzo de 1980