Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Reflotamiento de Megrasa como sociedad anónima laboral

A los diez meses del cierre de la factoría de Armilla, la empresa Metalórgica Granadina, SA (Megrasa), se ha constituido una nueva sociedad anónima laboral, con participación en la misma de la Sociedad para el Desarrollo Industrial de Andalucía (Sodian), y de los 74 trabajadores a que actualmente se reduce su plantilla. La participación de los trabajadores se hace a través de créditos aportados por el Ministerio de Trabajo, 37 millones de pesetas, con cargo al Fondo Nacional de Protección del Trabajo.

La participación de Sodian y Megrasa es del 20% (12,5 millones de pesetas), que ya han sido desembolsados. Con los treinta millones escriturados por sus antiguos empresarios, la aportación de Sodian y los créditos del Ministerio de Trabajo, el nuevo capital social de Megrasa se eleva a casi ochenta millones de pesetas.

La factoría de Megrasa en Armilla está cerrada desde agosto del pasado año, por decisión de su gerencia, a pesar de que el expediente de crisis, entonces solicitado, les fue denegado por la Delegación Provincial de Trabajo. Este fallo fue más tarde corroborado por la Dirección General de Empleo, en base a la relación filial-matriz existente entre la empresa granadina y Abengoa, SA.

El nuevo consejo de administración de Megrasa está presidido por el ingeniero y ex senador granadino Juan López Martos, con el abogado José María Mohedano como secretario; la nueva empresa se ha hecho cargo del expediente de suspensión de pagos presentado en agosto de 1978, al mismo tiempo que el expediente de crisis. Se ha llegado a un acuerdo con la junta general de acreedores para afrontar el pago de las deudas en tres plazos escalonados y a partir de 1981.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de junio de 1979

Más información

  • Con participación de Sodian y los trabajadores