Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La liberación de Ben Bella está próxima, según afirman en Argel

Ahmed Ben Bella será liberado próximamente, según ha dado a entender a EL PAÍS una fuente segura de Argel, aunque no ha sido fijado un plazo para poner fin a la encarcelación, sin proceso, del ex presidente argelino, que se prolonga desde 1965. Una primera etapa de esta liberación podría consistir en el cambio del actual régimen de detención en una plaza fuerte militar por uno de arresto domiciliario en una ciudad.

Nada permite suponer, sin embargo, que la puesta en libertad de Ben Bella se vaya a producir rápidamente. Ha sido la liberación, el pasado jueves, de dos miembros de la oposición interior argelina lo que ha planteado la cuestión Ben Bella.Las autoridades pusieron fin, el jueves, al arresto domiciliario impuesto a Ferhat Abbas y a Ben Yussef Benjeda en 1976, cuando firmaron un llamamiento en favor de la instauración de la democracia en Argelia.

Además de estas medidas en favor de los dos antiguos presidentes del Gobierno Provisional de la Revolución Argelina (GPRA), se espera en Argel un gesto en favor de los exiliados políticos. Los opositores que no hayan expresado demasiado abiertamente su hostilidad al régimen argelino podrían ser autorizados a regresar a Argelia.

El propio Huari Bumedian habría considerado, según se afirma, liberar a Ben Bella, tras el Congreso del Frente de Liberación Nacional argelino (FLN), previsto, en principio, para el pasado mes de marzo. La muerte prematura del presidente argelino y la complejidad de la situación creada por la cuestión sucesoria, así como las prioridades de orden nacional, no permitierón a los nuevos dirigentes argelinos respetar estos plazos.

No obstante, el presidente Chadli Benjedid y sus allegados pueden haber considerado que ha llegado ya el momento de dar por terminado un caso que perjudica la imagen de Argelia en el exterior y que irrita a la opinión argelina.-

Numerosos observadores extranjeros en la capital argelina se preguntan sobre los riesgos políticos que podría constituir para los nuevos dirigentes argelinos un eventual retomo a la vida política del ex presidente que, elegido en 1963, fue derrocado por el golpe militar que dirigió Huari Bumedian el 19 de junio de 1965. Los argelinos no han olvidado a Ben Bella, y éste, en su cautiverio, continúa interesándose por el proceso político argelino. Según ciertos rumores no confirmados, este líder histórico de la guerra de liberación argelina habría rechazado su liberación a cambio de su silencio político.

Detenido sin juicio durante catorce años, el acusado podría desear ver rehabilitado su paso por la presidencia argelina. En los escritos argelinos, el nombre de Ben Bella no es jamás mencionado y su encarcelamiento sigue siendo un tema tabú.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de abril de 1979

Más información

  • Aunque no se fija plazo para la excarcelación del ex presidente