Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:

Se inicia hoy el musical del cantante argentino Luis Aguilé

El hotel de las mil y una estrellas. De los trece capítulos previstos solamente se realizaron once. El tiempo y el dinero fueron más rápidos que el ritmo de producción. La serie quiere ser una comedia musical al estilo americano de los años cuarenta. Aguilé es el sobrino de la dueña del hotel, codiciado por una multinacional que desea transformarlo en pisos. Un ballet de dieciséis personas dirigido por Ricardo Ferrante y números musicales a cargo del prolífico Adolfo Waitzman y el propio Aguilé, que ha reservado su imagen para esta ocasión. Cada semana desfilará por el teatro del establecimiento una «estrella invitada». Hoy: Bibi Andersen.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 8 de diciembre de 1978