Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuevas querellas por estafas en Aluche

Los vecinos de la calle Quero, en Aluche, colonia construida por la sociedad Maor, han interpuesto una segunda querella criminal por presunta estafa contra los directivos de la empresa, y en particular contra Antonio Coca, administrador general de la misma, quien, a poco más de un mes de la presentación de la primera querella, ha obtenido un nuevo préstamo del. Banco Hispano Americano por un valor de veinticinco millones. La garantía presentada es una hipoteca sobre quince pisos de otra fase de la urbanización, sin que tampoco en estaocasión sus habitantes hayan sidos advertidos.

La asesoría jurídica de los afectados, formada por el despacho de abogados Deincisa, prepara la correspondiente ampliación de la querella primera, presentada ante el Juzgado de Instrucción número 12 de la capital. En ésta los afectados son más de cuatrocientas familias, que se enteraron a los cinco años que el señor Coca había hipotecado sus viviendas como garantía de un préstamo solicitado a la Caja de Ahorros por valor de 110 millones de pesetas. La empresa dejó de pagar los plazos semestrales a mediados del 1976 y la entidad bancaria se ha dirigido a los vecinos para que se hagan subsidiarios del pago. En estos momentos, porlas gestiones de los abogados de los afectados, el proceso se haya detenido.

En la primera querella se pedía que los tres principales denunciados, Antonio Coca y Javier Castarlenas, como administradores, y Angel Luis Encinas como represenante de la empresa en el momento de firmar las escrituras de propiedad de los pisos, prestarán declaración ante el Juzgado que lleva el caso. Sólo lo ha hecho el tercero de ellos. Los dos primeros se encuentran en paradero desconocido.

La asesoría jurídica de los vecinos ha mostrado su extrañeza de que el Banco Hispario, Americano, ahora, y todos los bancos en general, siguan concediendo préstamos basándose sólo en la palabra del solicitante y reiteran su opinión de que las enlades de crédito, aunque no tienen obligación legal, debían cuidar mucho más este tipo de operaciones y, sobre todo, avisar a las familias afectadas de la existencia de la solicitud del préstamo, para comprobar que no existen irregularidades ni desconocimiento por su parte.

El 16 de marzo una comisión de afectados se reunió con el gobernador civil, señor Rosón, a quien expusieron su postura firme de no pagar un céntimo de las hipotecas, al tiempo que solicitan de la administración central que se ponga en contacto con la Caja de Ahorros para buscar una solución que no dañe los intereses de los afectados.

Demanda similar contra la constructora Vosa

Un nuevo caso de similares características se ha descubierto también en Aluche, y afecta a unos 250 vecinos de la calle Ocaña. La situación es la misma. Los compradores de los pisos han ido pagando sus mensualidades normalmente durante años y ahora que las viviendas están casi totalmente pagadas se encuentran con que Vosa las ha hipotecado sin avisarles. Las negociaciones con la empresa no llegaron a ningún resultado y los vecinos han presentado la correspondiente querella por presunta estafa.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 19 de marzo de 1978

Más información

  • En el caso Maor, SA, es la segunda en dos meses