Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Problemas en la actuación de partidos no legalizados

Aproximadamente un millar de personas se concentraron el pasado domingo en el cine Texas, de Madrid, donde el PSOE histórico había convocado un acto de afirmación socialista, que fue desautorizado por el Gobierno Civil, al haber sido desestimada la solicitud de legalización presentada por aquél.Aunque el mitin no llegó a celebrarse, el secretario general del PSOE histórico, Manuel Murillo, habló a los reunidos durante unos minutos. El citado dirigente acusó a Felipe González de ser el causante de que se hubiera producido la suspensión del acto.

A su vez, el comité ejecutivo de Madrid de Reforma Social Española, organización que, dirigida por el señor Cantarero, forma alianza con el PSOE histórico y otros partidos, formuló ayer una declaración en la que afirma que «el Gobierno, con sus decisiones y pactos a espaldas del pueblo español, quiere repartir el pastel del poder político antes del acto electoral».

Por otra parte, la organización que reivindica el nombre de Falange Española de las JONS (auténtica.) ha protestado por la denegación de su inscripción en el Registro de Asociaciones Políticas, sin pasar al Tribunal Supremo.

El escrito de dichos falangistas -a los que viene considerándose de tendencia hedillista- niega al Gobierno toda autoridad para pronunciarse sobre su legalización, después de haber concedido,«arbitraria y graciosamente, el indebido uso de la denominación FE de las JONS al grupo fascista capitaneado por el ex ministro secretario general del Movimiento Raimundo Fernández-Cuesta».

Por otra parte, ayer continuó la presentación de documentos de partidos políticos en el Registro del Ministerio de la Gobernación. Entre ellos figuraban la Alianza Liberal, que dirige Joaquín Satrústegui, y la Joven Guardia Roja. Otras organizaciones que entregaron ayer sus documentos fueron: Partido Socialdemócrata Foral de Navarra, Convergencia Socialista de Madrid, Unión Democrática Murciana, Liga de la Juventud Comunista y Democracia Cristiana de Castilla. Por su parte, Unió Democrática del País Valenciá presentó sus documentos en el Gobierno Civil de Valencia, y Acción por Ceuta, en la delegación del Gobierno en dicha ciudad.

Otras solicitudes presentadas ayer fueron el Partido Socialista de Euzkadi, Partit Socialista del País Valenciá y Partit Socialista Valenciá (PSOE).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de febrero de 1977

Más información

  • PSOE histórico y Falange hedillista, primeros afectados