Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Seis refugiados vascos pemanecen confinados en la isla de Yeu

Ayer fueron devueltos a sus lugares de residencia 36,de los 42 españoles, que el Ministerio francés del Interior había confinado en tres islas atlánticas durante la estancia de los Reyes de España en París, para prevenir «posibles desórdenes públicos».A primera hora de la mañana subían al barco para regresar al continente los once anarquistas de Belle lle y los otros once deportados a la isla de Re.De los veinte confinados en la isla de Yeu sólo catorce pudieron emprender el viaje de regreso a las nueve de la mañana. De los otros seis, cuatro: Ereño., Echeberría, Aranda y Argala, tienen una orden de expulsión del territorio francés que se cumplirá en el caso improbable de que algún otro país decida recibirles. De otro modo, su confinamiento en la isla puede prolongarse de manera indefinida. Los recursos planteados hasta ahora han tenido sentencias favorables a la expulsión y en este momento sólo les queda ya el recurso ante el Tribunal Supremo. -

Las otras dos deportadas de Yeu -Miren Arana y Maite Guridi- se encuentran en situación similar, aunque han elevado recurso y todavía no ha recaído sobre ellas ninguna sentencia judicial. Sus abogados opinan que según la legislación francesa, este solo hecho bastaría para que pudieran regresar a sus domicilios habituales, pero el Ministerio francés del Interior opina lo contrario y mantiene la orden de asignación de residencia.

Pese a que en la isla no quedan ya más que estos seis vascos, permanecen en ella 120 agentes de las compañías republicanas de seguridad. Veinte vigilantes por cada refugiado siguen dispuestos a que no se repitan las anteriores evasiones de Yeu, y para ello no se separan más allá de unos metros desde que salen de su hotel hasta que regresan a él.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 31 de octubre de 1976

Más información

  • Finalizada la visita del Rey a Francia