Ancelotti a Valverde: “Si no marcas 10 goles, rompo el carné y me retiro”

El entrenador del Real Madrid retó al jugador uruguayo a sacar partido a su potente disparo

Federico Valverde celebra su gol ante el Leipzig este miércoles.
Federico Valverde celebra su gol ante el Leipzig este miércoles.JAVIER SORIANO (AFP)

La explosión goleadora de Fede Valverde en este principio de temporada no solo ha supuesto un desahogo para el Real Madrid, que en los dos últimos encuentros ha visto cómo los tantos del uruguayo desanudaban situaciones comprometidas. También lo han sido para el propio jugador, que el domingo celebró su tanto al Mallorca con una rabia extraordinaria, y que anoche, contra el Leipzig, recurrió a una celebración nadalesca, agitando el puño, como cuando el tenista cierra un punto especialmente comprometido. Solo que Valverde alargó el festejo incluso más, repitiendo el gesto en varios puntos del campo. Y además de para el equipo y para el futbolista, los goles del uruguayo también le han permitido sacudirse un peso de encima a Carlo Ancelotti, su entrenador: “Lo que me parecía raro es que hubiera marcado solo un gol, en la Supercopa, con el tiro que tiene... Si no eres capaz de marcar al menos diez goles en una temporada, tengo que romper mi carné e irme al retiro”, contó que le dijo.

RMAReal Madrid
Real Madrid
2
Courtois, Alaba (Ferland Mendy, min. 81), Nacho, Dani Carvajal, Rüdiger, Modric (Kroos, min. 81), Camavinga (Marco Asensio, min. 64), Aurelien Tchouameni, Vinicius Junior (Dani Ceballos, min. 85), Rodrygo (Mariano, min. 85) y Federico Valverde
RBL RB Leipzig
0
RB Leipzig
Gulacsi, Willi Orban, Mohamed Simakan (Benjamin Henrichs, min. 74), David Raum, Abdou Diallo, Forsberg (Yussuf Poulsen, min. 80), Amadou Haidara (Kevin Kampl, min. 74), Xavier Schlager, Nkunku, Dominik Szoboszlai y Timo Werner (André Silva, min. 80)
Goles 1-0 min. 79: Federico Valverde. 2-0 min. 91: Marco Asensio.
Árbitro Maurizio Mariani
Tarjetas amarillas Amadou Haidara (min. 73), Nkunku (min. 82), Dani Carvajal (min. 83) y Xavier Schlager (min. 90)

El inicio del curso anuncia que va por ese camino. Valverde ha anotado ya tres goles en los ocho partidos que lleva el Madrid desde la Supercopa de Europa en Helsinki contra el Eintracht. A estas alturas, ya ha alcanzado su mejor marca en un curso de blanco, según los registros de Opta. En la temporada 2020/21 también hizo tres tantos, pero entonces necesitó 33 partidos.

Ancelotti no solo se mostró asombrado con ese romper a marcar de su futbolista, también le ha sorprendido la pierna con la que anotó los dos últimos: “Ha marcado con la izquierda. No le he visto nunca un tiro con la izquierda”.

El uruguayo no solo está marcando; ha participado en goles en los últimos cuatro partidos: dos tantos y dos asistencias, su racha más efectiva desde que está en el Madrid. Courtois también celebró el momento de Valverde: “Está llegando, y está marcando. Está mostrando todas sus cualidades, no solo el dinamismo que tiene”.

El encuentro contra el Leipzig, que sirvió para comprobar de nuevo la enorme voracidad del uruguayo y el peso que ha ganado en el equipo, dejó otra noticia feliz sobre un asunto que se encontraba estancado y que amenazaba estallido. Marco Asensio, que el domingo exhibió su enfado por no disputar ni un minuto después de haber estado calentando, transformó aquella pataleta y sus devaneos veraniegos en una reconciliación cerrada con el Bernabéu.

El mallorquín anotó su gol número 50 con el Madrid, en 238. Fue su primer tanto desde abril, cuando batió en la Liga a Diego López, del Espanyol.

Fue el otro alivio de la noche para Ancelotti: “Le he felicitado. Ha cumplido. Ha jugado una parte importante del partido, y ha sido decisivo. Ya dije que la reacción que había tenido después del enfado había sido muy buena. Se ha entrenado bien, ha estado concentrado, y ha hecho un buen partido”, dijo. “Al principio de la temporada tenía dudas sobre irse o quedarse, y todo el mundo está contento porque este aquí”.

Sobre todo en el vestuario, como contó Nacho: “Muy feliz por Asensio, porque aparte de ser un gran jugador es un amigo. Y muy contento porque se ha reivindicado con un golazo”.

Todas esas fiestas se concentraron en los 15 minutos finales. Antes el equipo emitió señales menos alentadoras. No tiró a puerta en todo el primer tiempo, algo que, desde que Opta mantiene registros, en la temporada 2003/04, solo se había producido otras dos veces en la Champions. Precisamente en los dos partidos anteriores en el Bernabéu: en la vuelta de cuartos contra el Chelsea en abril, y en la vuelta de las semifinales contra el City, en mayo.

Ancelotti atribuyó esa espesura inicial a un plan: “Queríamos jugar un partido para ganarlo, y la vigilancia defensiva era muy importante para controlar su mejor cualidad, las transiciones rápidas. Lo hemos controlado en la primera parte. Cuando han bajado la energía, hemos apretado un poco más y hemos ganado”, explicó. “Es un momento de la temporada donde no puedo pedirles un fútbol fantástico. Les pido un fútbol inteligente para ganar los partidos de la manera más sencilla”.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

David Álvarez

Redactor que cubre la información del Real Madrid en EL PAÍS, donde ha sido redactor jefe de la sección de Deportes. Ha cubierto los Juegos Olímpicos y la Eurocopa. Antes trabajó en ABC, El Español, ADN, Telemadrid, y La Gaceta de los Negocios. Es licenciado en Periodismo por la Universidad de Navarra.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS