Los aprietos detrás del oro olímpico en escalada

La Federación se ha quedado sin dinero para pagar las competiciones que quedan en 2021 ante el descenso de licencias

Alberto Ginés, durante los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.
Alberto Ginés, durante los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.YARA NARDI (Reuters)

La Federación que ha conseguido un oro olímpico en los Juegos de Tokio con Alberto Ginés y una plata mundial en velocidad con Erik Noya el pasado septiembre no tiene dinero para pagar las competiciones que restan por disputarse de aquí a finales de año. Son dos pruebas de Copas de Europa en Lavan (Francia) y Tyumen (Rusia) en noviembre y la Copa juvenil de Soare (Portugal) de este octubre, tal y como informó la propia FEDME (Federación de Escalada y Deportes de Montaña) en un comunicado. Tampoco hay dinero para acudir a un encuentro juvenil organizado por Francia a finales de este mes, al que España ha sido invitada por primera vez. Así resume la situación David Maciá, seleccionador nacional y técnico de Alberto Ginés: “No hay más. No me he encontrado con ningún cofre con dinero escondido”.

La FEDME es la única federación española que tiene dos deportes, uno de verano (escalada) y uno de invierno (el esquí de montaña será olímpico en 2026). Tiene un presupuesto de unos dos millones de euros y 248.406 licencias contabilizadas en 2020. ¿Cómo se ha llegado al extremo de tener que dejar de acudir a tres competiciones? Según el comunicado de la FEDME, las causas son ajenas a su voluntad. “Se han reducido los ingresos en el año 2021 (en torno a los 425.000 euros), debido a la baja de licencias (entre 75.000 y 100.000 euros menos que el año pasado), y la bajada en las subvenciones ordinarias (-75.000 euros) y extraordinaria (de los 400.000 euros solicitados han concedido 132.908,73). Por lo que hemos tenido que tomar la decisión de anular nuestra asistencia a tres competiciones”.

Lluis Giner, el director técnico —el nuevo presidente, Alberto Ayora, lo ha mantenido en el cargo, igual que a Maciá— lo explica así: “Los calendarios internacionales son expansivos; si al final no se puede ir a dos competiciones que son de una segunda liga tampoco pasa nada. ¿Por qué? Porque la tendencia de la federación española es: adonde no ha llegado el CSD con la ayuda ordinaria y extraordinaria, ha llegado la propia federación con recursos propios. Y eso se ha hecho siempre, lo que sucede es que este año los recursos propios han ido muy a la baja, porque ha habido un decrecimiento en la expedición de licencias y para contener el gasto hemos decidido no ir. Ya está, no pasa nada. Mejor que se hubiera podido ir, claro, pero fuera de contexto parece una tragedia y en cambio no es nada”, dice. Él, asegura, no hubiera sacado “ningún comunicado”. Giner reivindica el oro olímpico, la plata mundial y el trabajo hecho en 2021: “Hemos dado el 130%, hemos hecho 27 concentraciones técnicas y asistido a 30 competiciones internacionales”.

Cuenta, también, que la gente de a pie desconoce la situación en la que Alberto Ginés ha estado preparando los Juegos Olímpicos. “Hemos tenido que pagar entradas para ir a rocódromos para poder entrenar, hemos tenido que decirle a la gente: ‘por favor, déjeme este espacio cinco minutos que esta persona que se ha clasificado para los Juegos tiene que entrenar’. Y alguno te dice: ‘por supuesto, faltaría más, lo que necesites’. Pero otros, con mucha razón, nos respondían: ‘oye, que yo he pagado igual que tú, eh’. Y esto, ahora, con el oro olímpico, no podemos hacerlo porque se nos cae la cara de vergüenza”. El propio Ginés dice que es un milagro que ganara el oro en Tokio. Se pasa de media cinco meses al año fuera, en Austria, porque en España no hay las instalaciones que necesita para entrenar: “Lo que pido es un rocódromo en condiciones. Es lo único que necesito”.

La FEDME explica que las subvenciones ordinarias han bajado 75.000 euros. Pero, según datos del CSD, 2021 registró la cifra más alta: 53.056.176 euros para todas las federaciones. El aumento para la FEDME respecto al año anterior ha sido de 45.865 euros. Sí ha bajado el 1% de LaLiga (apartado que se destina a las cotizaciones de los deportistas de alto nivel y a las ayudas a deportistas que representen a España en competiciones internacionales), que han pasado de 18 millones de 2020 a 16. El porcentaje destinado a la FEDME se está cerrando estos días, pero ya saben que no pueden contar aún con ese dinero. Han disminuido las ayudas por resultados, que han pasado de 27.752 euros en 2020 a 13.136 en 2021. Se ha duplicado casi la aportación del programa Mujer y Deporte (de 24.998 a 40.265). La FEDME solicitó 400.000 en ayudas a proyectos y actividades y se le concedieron 133.000 (por los 145.800 de 2020). Este concepto, depende, precisamente, del tipo de proyecto que se presenta.

Giner abunda: “Estamos haciendo frente a muchas cosas, el dinero es limitadísimo y las necesidades son infinitas. En una Federación con un presupuesto como el nuestro el decrecimiento de licencias que hemos tenido se nota mucho”. Las licencias que aportan dinero a la FEDME son las estatales (para competir se necesita estar federado, pero no para ir a un rocódromo, por ejemplo) pero en lo que va de 2021 las autonómicas han superado a las estatales. Estas últimas han pasado de 131.412 en 2020 a 108.778 a 30 de septiembre; mientras que las autonómicas han subido de 117.571 a 167.66. Cada licencia autonómica resta a la FEDME entre 15 y 55 euros (dependiendo de las comunidades y de las edades). Y eso, según Giner, ha perjudicado mucho la caja. “¿Necesitamos más recursos del CSD?, sí. ¿Necesitamos mayores ingresos de recursos propios? Sí, cierto. ¿Necesitamos mayores ingresos por patrocinios? Sí. Pero esto es la FEDME, vamos paso a paso y lo estamos buscando. Más rápido no podemos ir. Alberto nos ha hecho un gran regalo con su oro y tenemos que saber aprovecharlo”.

¿Por qué ha habido un decrecimiento de licencias? Giner lo achaca a un tema político. “La licencia autonómica canibaliza la española, rivalizan porque su seguro tiene cobertura internacional. En la federación autonómica, la que sea, si tú no haces publicidad de que existe una licencia española, la gente no la saca y perdemos recursos. La española es necesaria para competir en ámbito estatal, pero la mayor parte de federados FEDME no hacen competición y si no se les informa debidamente se ahorran mínimo 12 euros al año, dinero que pierde la española. Políticamente hay federaciones autonómicas que están haciendo esto”.

“Espero tener un rocódromo en condiciones”

Son cinco, de media, los meses que Alberto Ginés, muy a su pesar, pasa fuera de España al año en busca de rocódromos con nivel para poder entrenar. A la vuelta de los Juegos renunció a ir a una Copa del Mundo —y a un posible podio— precisamente porque estaba cansado de salir fuera. “Sólo el hecho de pensar en tener que volverme a ir a Austria sin poder ver a mi familia pues... no quiero esto, me dije”.

¿Es una presión añadida el oro vista la situación de la FEDME? “Se ha recortado el presupuesto en año olímpico, muchos chavales no han podido ir a competir. La Federación llega donde llega. Si no hay presupuesto de fuentes externas no pueden hacer nada. Espero que mi oro sirva para algo. No sólo en la escalada; todos los deportes necesitan más apoyos si queremos conseguir grandes logros y no éxitos aislados porque éstos no tienen una base sobre la que construir”, responde Ginés, de 18 años. Y dice que las condiciones, de momento, son las mismas. “Hay algún rocódromo nuevo, pero no tiene nivel suficiente para preparar copas del mundo o Juegos. Está evolucionando y espero que para París tengamos algo en condiciones para no tener que salir tanto”.

Maciá zanja así: “Por mucho que Alberto haya ganado el oro, no nos va a llegar una subvención extra antes de que se acabe el año. No podemos llegar a París 2024 sin tener las infraestructuras necesarias. Estamos hablando de presupuestos de mucho dinero”. La participación a las tres competiciones canceladas finalmente las pagarán las federaciones autonómicas.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Es redactora de deportes, especializada en polideportivo, temas sociales y de abusos. Ha cubierto, entre otras cosas, dos Juegos Olímpicos. Ha desarrollado toda su carrera en EL PAÍS; ha sido colaboradora de Onda Cero y TVE. Es licenciada en Ciencias Internacionales y Diplomáticas por la Universidad de Bolonia y Máster de periodismo de EL PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción