Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un exgerente de Osasuna afirma que pagaron a Getafe y Betis por perder

Ángel Vizcay: “Yo mismo le entregué el dinero a Antonio Amaya, el jugador del Betis”

Amaño de partidos
Ángel Vizcay llega a la Audiencia Provincial de Navarra. EFE

Ángel Vizcay, gerente de Osasuna durante 24 años (1990-2014), imputado junto con otras 10 personas en el llamado caso Osasuna por delitos de apropiación indebida, societarios, falsedad en documento mercantil, falsificación de las cuentas anuales y corrupción deportiva, declaró este martes, en la segunda jornada del juicio oral que se celebra en la Audiencia de Pamplona, que su antiguo club pagó primas a jugadores del Getafe y el Betis para que dejaran ganar a Osasuna en partidos de la temporada 2012-13 y de la 2013-14 para poder seguir en Primera División. El club navarro, sin embargo, descendió el 18 de mayo de 2014, pese a vencer en El Sadar al Betis (2-1), que ya estaba desahuciado desde jornadas anteriores, en ese encuentro señalado por Vizcay.

En el banquillo de los acusados, además de Ángel Vizcay, se sienta el expresidente de Osasuna Miguel Archanco, los exdirectivos Txuma Peralta, Sancho Bandrés y Juan Pascual, el presidente de la Fundación Osasuna, Diego Maquirriain, los agentes inmobiliarios Cristina Valencia y Alberto Nolla y los exjugadores del Betis Jordi Figueras, Xabi Torres y Antonio Amaya.

Según la declaración de Vizcay, que ratificó las que había efectuado en las diligencias previas y en un careo que ordenó el juez instructor, con el que fuera presidente Miguel Archanco, él mismo se encargó de abonar 400.000 euros en metálico al entonces jugador del Betis Antonio Amaya, durante un encuentro mantenido en Madrid, para que el conjunto andaluz no ganara ese partido en El Sadar el 18 de mayo de 2014, última jornada en Primera División. El expresidente Archanco negó en su declaración posterior que estos pagos se hubieran producido, aunque reconoció la existencia de primas a terceros para evitar el descenso deportivo del Club Atlético Osasuna. El resto de los imputados, que todavía no han declarado, se desmarcan también de las declaraciones de Vizcay, que permaneció durante toda la jornada sin interactuar con los demás acusados.

Archanco se defendió de las acusaciones del antiguo gerente del club. Ángel Vizcay desveló sus verdades sobre los amaños presuntamente realizados en esas dos temporadas de 2012-13 y 2013-14. La primera campaña –en la que acabaron descendiendo a Segunda el Mallorca, el Deportivo y el Zaragoza–, “se pagaron 150.000 euros al Valladolid por ganar al Deportivo (1-0 en la jornada 35), y otros 150.000 euros al Betis para ganar al Celta (1-0 en esa misma fecha). Tanto Celta como Deportivo eran rivales clasificatorios próximos y se primó a los que jugaban contra ellos", aseguró. Además, “hay otros 400.000 euros que se le dan al Getafe para que no ganara en Pamplona”. Ese citado encuentro acabó con 1-0 a favor de Osasuna ante el conjunto madrileño, también esa jornada 35. El club navarro se salvó esa temporada del descenso al finalizar en el 16º puesto, con 39 puntos. El Mallorca, con 36, el Deportivo con 35 y el Zaragoza con 34 perdieron la categoría.

El exgerente de Osasuna siguió avanzando en su declaración. La delicada situación de Osasuna, que se mantuvo una temporada después, propició que, “el club pagara 400.000 euros al Betis para que ganara al Valladolid (4-3 en la penúltima jornada) y otros 250.000 euros también al Betis para que se dejara ganar ante Osasuna (el citado 2-1 en la jornada final). Asimismo, pactó pagar otros 250.000 euros por empatar ante el Espanyol (1-1 en la penúltima jornada)”. Esa temporada descendieron Osasuna con 39 puntos, Valladolid con 36 y Betis con 25. Pese al supuesto amaño, el club navarro no evitó caer a Segunda.

En palabras de Vizcay, “la Junta Directiva discutió también qué procedimientos llevar a cabo y decidió hacer ese. Estaban todos los directivos”. El acercamiento a los futbolistas del Betis se produjo, en palabras del antiguo gerente del club, en una reunión que mantuvieron en Madrid el propio Vizcay y el directivo Jesús Peralta, con los entonces jugadores del Betis Antonio Amaya y Xabier Torres, que también se sientan en el banquillo, pero que todavía no han declarado. Los jugadores, asegura Vizcay, “pidieron un millón de euros, pero les dijimos que no podíamos llegar a esa cifra”. La directiva “acordó que las gestiones las hiciera Jesús Peralta”, pero que le acompañara el propio Vizcay, porque "había cierto malestar en algunos directivos por las gestiones que había hecho Peralta el año anterior”, según Vizcay. Hubo sospechas de que la temporada anterior el montante no llegó a su destino. “Yo mismo entregué el dinero a Antonio Amaya”, relató el exgerente.

Para realizar el pago del partido entre el Betis –que ya estaba descendido–, y el Valladolid, previo al choque de El Sadar frente a los sevillanos, que cerraba la temporada, Osasuna necesitaba 400.000 euros que no tenía. "Se comenta entonces que no hay dinero y que hay que pagarlo. Finalmente entre varias personas del club ponemos la cantidad. 60.000 euros los pongo yo, 60.000 euros el director de la Fundación –Diego Maquirriain–, 60.000 euros Peralta, y el resto los aporta el patrocinador nuestro, que era Lacturale”, asegura Vizcay, que implicó a la directiva presidida por Archanco: "Todos esos destinos de dinero se hablaron y se decidieron en la Junta de Osasuna”.

Durante el juicio, la fiscal aseguró que los agentes inmobiliarios Albert Nolla y Cristina Valencia, acusados también en el caso, firmaron un recibí por 900.000 euros, “un documento fabricado para justificar la salida de dinero de Osasuna". Sobre este particular, Vizcay no se mojó: "Entiendo que sí, pero no participaba yo en esa contabilidad".

Vizcay dijo también que decidió denunciar los amaños de partidos al saber que la LaLiga estaba ya sobre la pista: “Tebas [Javier, el presidente] no me prometió nada, me dijo que haría todo lo posible por que Osasuna no tuviese ningún tipo de sanción”.

Después declaró el expresidente de Osasuna, que lo negó todo. ¿Ha participado usted en algún amaño de partidos? “No. No he participado en ningún amaño”, aseguró. Pero “la junta se planteó si habría alguna posibilidad de proponer a los jugadores del Betis una prima para que ganara al Valladolid. Se le preguntó al señor Vizcay qué opinaba sobre eso”. Según Archanco, estaba de acuerdo. La fiscal le dijo que, pese a todo, Osasuna descendió de categoría: “A veces hay que tomar una serie de riesgos para mantenerla. Es como fichar a alguien en el mercado de invierno”.

El expresidente, que no quiso responder a las preguntas de la abogada de Vizcay, ni las de LaLiga, inquirió: “Que el señor Vizcay diga de dónde sacó ese dinero para pagar al Espanyol y al Betis. Yo firmé 400.000 euros para primar al Betis. Le dije a Vizcay que ni un euro más”. Supuestamente, en primas a terceros para cuyas gestiones, según Archanco, “se presta directamente el señor Vizcay, que dijo que él se hacía cargo. Nos dicen que hay que bajar a Sevilla para llevar el dinero, porque los jugadores del Betis dicen que lo quieren antes de venir a Pamplona”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información