Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Valverde: “El Lyon es temible en su campo”

El técnico del Barcelona asegura que están preparados para vencer a domicilio en una eliminatoria europea por primera vez en tres años

Olympique de Lyon Barcelona Ampliar foto
Valverde, en el último duelo ante el Valladolid. PRESSINPHOTO/GTRES

Alcanzada la fase de eliminatorias en la Champions, al Barça no le queda otra que echar la vista hacia atrás, escocido por la derrota del curso pasado ante la Roma cuando lo tenía todo de cara. “Cuando llegamos a aquel partido, todo el mundo decía que era el mejor rival, el más flojo. Cosa que no nos ayudó mucho”, lamentó Ernesto Valverde desde la sala de prensa del Groupama Stade del Olympique de Lyon; “solo habíamos perdido un partido en toda la temporada –ante el Espanyol en la ida de los cuartos de la Copa- y teníamos la sensación de que el equipo tenía mucha capacidad, además de haber sacado un 4 a 1 en la ida. Así que hay que venir con la guardia alta y no baja. Eso es algo que tenemos que tener muy en cuenta”. Entre otras cosas porque el Lyon es un lobo con piel de cordero, tal y como demostró en la liguilla previa, donde se impuso al City de Guardiola.

Tiene el OL una pegada fuera de toda duda, unas contras de aúpa. “Cuentan con grandes jugadores ofensivos con un gran despliegue. Mendy es un gran lateral; Fekir es fundamental; Depay es importantísimo… Pero lo que más me gusta es que siempre ataca, que son fuertes y que presionará porque no quiere que el rival juegue”, convino el técnico azulgrana, que prosiguió con sus piropos: “Es un equipo que está haciendo una excelente competición porque no ha perdido ningún partido y en su campo son temibles”. Ocurre, sin embargo, que el Barça suma tres temporadas en Europa sin obtener una victoria a domicilio en la fase de eliminatorias. “Eso quiere decir que la competición es dura, complicada, y que los retos están para superarlos. Pero también se decía que no marcábamos goles fuera de casa y este año lo hicimos contra rivales importantes como el Tottenham y el Inter”, resolvió Valverde, que también quiso hacer oídos sordos a la sangrante estadística de Luis Suárez en la Champions, toda vez que en las tres últimas ediciones solo ha festejado tres dianas. “Cuando Luis Suárez está en el campo, sabemos que las va a tener y, más importante, el contrario también lo sabe”, replicó el preparador.

Después de revelar que Umtiti está en la lista y por lo tanto para jugar, Valverde negó que al Barça le incomoden los equipos que juegan con tres centrales y dos carrileros –“la dificultad no estriba en cómo se sitúan sino en la calidad de los jugadores”, convino-, opción que baraja Genesio para el OL. Y se centró en lo que puede controlar: “Tenemos ganas de jugar la eliminatoria. Estamos ansiosos por jugar, que es bueno; estamos preparados porque llevamos tiempo esperando el reto; y presionados porque sabemos de la ilusión de la afición (y nuestra), que quiere que sigamos dando pasos en la competición”. Pero está claro que no quiere otro episodio como el de Roma. “Eso pasó. Tampoco es cuestión de darse latigazos”, cerró.

“Lo hecho hasta ahora no valdrá de mucho”

Antes de Valverde, compareció por la sal de prensa el centrocampista Sergio Busquets, que se estrenó esta semana en las redes sociales, por más que siempre había sido reacio a entrar en la nube. “Los tiempos avanzan y la responsabilidad que tengo en el Barça y en la selección me ha hecho dar el paso, además de que la gente de mi alrededor me ha insistido, también los fans… Lo voy a llevar con tranquilidad. No esperéis que sea un kamikaze”, resolvió con gracia. Pero entiende que es el mediocentro de los dos equipos, el que rompe y construye, el que maneja los hilos. Y, además de Piqué, que siempre hace de portavoz del vestuario, Busquets enarboló un discurso de capitán, que por algo es el segundo en el equipo. “Tenemos que hacer algo diferente porque lo que hemos hecho hasta ahora no valdrá de mucho”, señaló con crudeza. Pero pronto cogió la vía del optimismo. “Empieza una fase diferente. Estamos avisados de lo que son capaces de hacer. Pero en la Champions hemos hecho buenos partidos este año, sobre todo fuera. Debemos seguir en esta línea, ser sólidos en ataque y defensa porque cualquier equipo te puede generar problemas”, dijo. Como el OL.

Aunque también advirtió del peligro. “En los últimos años, nuestro problema siempre ha sido a domicilio; debemos ser más sólidos, competir mejor, sobre todo saber sufrir y ser un equipo duro”, explicó, al tiempo que agregó: “Nuestra motivación es muy grande y sabemos que será difícil, además de que tenemos las experiencias de los años pasados”. Una referencia a Roma que quiso recordarla, metido en su papel de líder: “La manera en la que caímos el año pasado nos dolió a todos. Pero no hay que obsesionarse. Siempre queremos llegar lo más lejos posible y tenemos potencial para ello. Que no vuelva a pasar depende de nosotros”. Por lo que dio la receta: “Obtener un buen resultado pasa por marcar”. Y, por último, valoró la renovación del mister: “Estamos muy contentos con él. Supongo que tendrá la tranquilidad de saber que sigue. Nosotros estamos encantados de que siga”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información