Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El vigor de Kaspárov

Desde una posición de apariencia tranquila, el campeón en ciernes monta un bello ataque devastador

Leontxo García.

Blancas: Ta1, Dd1, Re1, Af1, Th1, Ab2, Cd2; peones en a3, b4, d4, e3, f2, g3 y h4.

Negras:Ta8, Dd8, Re8, Af8, Th8, Ca7, Ag6; peones en b5, c7, d7, e6, f7, g7 y h6.

El vigor -a veces, excesivo- quizá sea el signo más distintivo de Gari Kaspárov (Bakú, 1963), no solo como uno de los mejores ajedrecistas de todos los tiempos, sino también en su llamativa trayectoria política, centrada ahora en destronar al presidente Vladímir Putin desde su exilio en Nueva York. En todo caso, Kaspárov dejó una marca muy difícil de batir: ser el número uno del mundo durante veinte años consecutivos (1985-2005). Probablemente sea el campeón que más ha contribuido a la popularidad del ajedrez desde muy diversos enfoques, y lo sigue haciendo. 

La partida de este video le enfrenta, a los 18 años, frente al sueco Ulf Andersson, uno de los mejores defensores de todos los tiempos. Kaspárov sale de la apertura en una posición de apariencia muy tranquila, pero, con la sencillez de los genios, efectúa un elegante sacrificio de peón que se convierte en un ataque feroz, como si representase a las fuerzas de la naturaleza volcadas sobre un tablero de ajedrez.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información