Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NBA

Los Rockets despiden a Carmelo y los Warriors apaciguan a Durant y Green

Houston rompe con Anthony tras solo diez partidos | Golden State intenta olvidar el pique entre dos de sus puntales

Carmelo Anthony y Joe Harris en un Houston-Brooklyn. Ampliar foto
Carmelo Anthony y Joe Harris en un Houston-Brooklyn. AP

La etapa de Carmelo Anthony con la camiseta de los Houston Rockets ha concluido después de solo diez partidos. Así lo anunciaron los Rockets poco antes del inicio del duelo que ganaron a Golden State (107-86). Los dos equipos, con problemas internos, disputaron un partido muy especial. Los Warriors tratan de dejar atrás la fuerte discusión que enfrentó a Draymond Green y a Kevin Durant durante su encuentro ante los Clippers, el pasado lunes.

Después de un proceso de discusión interno, los Rockets decidieron romper con Carmelo Anthony. “Trabajamos en la búsqueda de una solución”, explicó el director deportivo Daryl Morrey, que puntualizó: “Carmelo siempre ha mantenido un comportamiento extraordinario desde que lo fichamos y ha aceptado el papel que le ha otorgado en la cancha Mike D’Antoni en cada momento”.

Melo llegó a los Rockets en agosto, poco después de ser traspasado por Oklahoma City a Atlanta Hawks y de que estos prescindieran de sus servicios. Mike D’Antoni, el entrenador de los Rockets, se apresuró a dar una buena acogida a Melo en Houston, en un intento de dejar en el olvido los problemas que les enfrentaron cuando ambos coincidieron en los New York Knicks.

Carmelo Anthony tiene 34 años y en su condición de agente libre firmó en verano un contrato por una temporada y con el salario mínimo, en su caso, de 2,3 millones de dólares. “No se ha producido la adaptación que habíamos previsto cuando Carmelo fichó por nuestro equipo. Por eso hemos decidido que es mejor para él que afronte un nuevo desafío”, explicó Morey. La aportación de Carmelo Anthony en los Rockets ha sido muy inferior a la que ha exhibido a lo largo de su carrera, en Denver, New York, y la pasada temporada Oklahoma City. Con los Rockets solo fue titular en dos de esos diez partidos y promedió 13,4 puntos, 5,4 rebotes, 0,5 asistencias y 29 minutos. No disputó los tres últimos partidos, oficialmente a causa de una enfermedad.

Los Rockets empezaron muy mal el campeonato con cinco derrotas en sus seis primeros partidos, pero después se han ido recuperando. El rendimiento de Carmelo la pasada temporada con Oklahoma City ya fue muy inferior al de años anteriores con los Knicks.

Kevin Durant y Draymond Green volvieron a formar parte del quinteto inicial de los Warriors, en Houston, después de que el ala-pívot fuera sancionado por su propia franquicia con un partido. Green aceptó la suspensión por “un comportamiento nefasto”, según el comunicado del club. Pero Green no entendió la multa que acompañó esa suspensión, después de haber mantenido una agria disputa verbal con Durant en el banquillo durante el partido que les enfrentó a los Clippers.

Golden State perdió el duelo tras una prórroga (121-116). Tuvo que disputarla después de una última acción en el partido en que Green se hizo con el rebote y en lugar de pasarle el balón a Kevin Durant, que lo estaba pidiendo a gritos, decidió intentar una penetración en el último suspiro en la que acabó perdiendo el balón. Fue a continuación, en el banquillo, cuando se produjo el rifirrafe verbal, que no pasó a mayores, gracias a la intervención de varios de sus compañeros. En el vestuario del Staples Center se reavivó el enfrentamien to. Green reprochó a Durant por entender que no beneficia al equipo al no clarificar cuanto antes qué hará la próxima temporada.

Según el New York Post, que recurrió a un especialista en leer los labios, Durant poco después del altercado en el banquillo, regresó a la cancha gritando: “Es por esto por lo que ya no seguiré aquí”. Durántula queda libre al final de esta campaña y varios equipos, como los Lakers o los Knicks, cuentan con disponibilidad económica para ficharle. Sin Green y sin Stephen Curry, lesionado, los Warriors ganaron a Atlanta (110-103).

Ya con Green, pero todavía sin Curry, los Warriors perdieron en Houston (107-86). James Harden, con cuatro triples y 27 puntos, lideró el triunfo de los Rockets. Eric Gordon añadió 17 puntos; Ennis, 19; y Chris Paul y Clint Capela, 10 cada uno.

Los Warriors acusaron la ausencia de Curry y solo anotaron cuatro de los 18 triples que lanzaron. Klay Thompson falló los cinco que intentó y se quedó en 10 puntos. Draymond Green, tras el partido de sanción, sumó cinco rebotes y cinco asistencias y no anotó. Kevin Durant, pese a que sus porcentajes no fueron buenos, fue el mejor con 20 puntos. Durant no respondió a las preguntas sobre su incidente con Green, mientras que este explicó: “Tenemos que mirar adelante. Soy un jugador emocional. A veces saca lo mejor de mí. Cuando no funciona a mi favor, debo convivir con ello”.

 

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >