COPA DE LA REINA | BARCELONA, 1 - ATLÉTICO, 0

La Copa, consuelo del Barça femenino

El equipo azulgrana, que triplicó su presupuesto, se queda con el título en la última jugada gracias al gol de Mariona

Kaci y Martens disputan el balón, en la final de la Copa de la Reina.
Kaci y Martens disputan el balón, en la final de la Copa de la Reina. Jero Morales / EFE

La Copa es azulgrana. La jueguen los chicos o las chicas, se llame del Rey o de la Reina, el Barcelona es el dueño de la Copa. Cuando la final parecía condenada a los penaltis, apareció Mariona, siempre goleadora, siempre decisiva. La delantera azulgrana selló el tiro decisivo en el minuto 122, un gol que se le había atragantado a Martens, en una pifia impropia de su pedigrí, que llegó a Barcelona con el cartel de la mejor jugadora de Europa. La Copa, la sexta en la historia del Barça (es el máximo ganador junto al Levante y al Espanyol) endulza, al menos un poco, la campaña azulgrana, segundo en la Liga, cuartofinalista en la Champions. Premio consuelo para las muchachas de Fran Sánchez, que despiden con un título a su capitana y símbolo de la transformación del fútbol femenino azulgrana, Laura Ràfols. Último trofeo que levanta, con la senyera vistiendo a la Copa.

Barcelona, 1 - Atlético, 0

Barcelona: Paños; Gemma (Unzué, m 76), María León, Guijarro, Melani, Vicky, Bussaglia, Alexia (Aitana, m. 69); Mariona, Duggan. No utilizadas: Ràfols; Ruth, Bárbara y Andonova.

Atlético: Gallardo; Robles (Jucinara, m. 117), Pereira, Menayo, Corredera; Kaci, Meseguer; Sampedro, Sonia (Esther, m. 113), Sosa; y Ludmila (Falcón, m. 98). No utilizadas: Paraluta; Cazalla, Laura Fernández y Bautista.

Goles: 1-0. M. 122. Mariona.

Árbitra: Marta Huerta. Amonestó a Alves.

Estadio Romano. Unos 12.000 espectadores.

En los 90 minutos, no hay manera de que el Barcelona y el Atlético pasen del empate esta campaña. En la Liga, tablas en Madrid, también en Barcelona. En la prórroga, sin embargo, la moneda cayó del lado azulgrana. Premio para el Barça, más incisivo en los minutos finales. Necesitaba el cuadro azulgrana un título después haber multiplicado la apuesta por el fútbol femenino. El dinero, en cualquier caso, no trajo la felicidad al Barcelona. El cuadro azulgrana triplicó su presupuesto (hoy es de 3,5 millones de euros) con el fin de recuperar el mando en España, siempre con un ojo puesto en Europa, dispuesto a tratar de tú a tú a las potencias. La apuesta no carburó. El debutante Fran Sánchez no pudo terminar con el reinado del Atlético en la Liga Iberdrola ni superar la gesta de la temporada pasada, cuando el Barça de Xavi Llorens alcanzó por primera vez en su historia las semifinales de la Liga de Campeones.

La Copa, sin embargo, le da aire a Fran Sánchez. El técnico no terminó de darle vuelo a un equipo con seis fichajes, cinco extranjeras. Martens amagó reinar en el Barça, como lo había hecho con Holanda, pero se fue apagando jornada a jornada. Una situación similar vivió la goleadora inglesa Tony Duggan. El acierto del Barça estuvo en Mapi, histórico primer traspaso de la Liga Iberdrola. Ayer también líder de la zaga azulgrana. Cuando el Barcelona controló el balón, el Atlético dominó el partido; cuando el Atlético arriesgó en campo azulgrana, el Barcelona asustó al Atlético. El resultado, en cualquier caso, siempre fue el mismo: o se lucía Paños o lo hacía Gallardo. Porteras impecables, delanteras erráticas, duelo divertido en Mérida. Vicky Losada reventó el larguero y Martens le pifió a la portería cuando Gallardo ya estaba vencida. No falló Mariona. Una suerte para el Barcelona, también para Fran Sánchez. El técnico azulgrana recupera aire para la temporada que viene. En el Atlético, en cambio, todavía no se sabe que pasará con el futuro de Ángel Villacampa.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50