_
_
_
_

Enredo en la portería de Argentina

La lesión de Romero aumenta las dudas de Sampaoli en la meta. Caballero, de 36 años, solo ha jugado 13 partidos este curso

Federico Rivas Molina

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Los porteros Sergio Romero (izquierda) y Willy Caballero el martes, en el inicio del entrenamiento de la selección de Argentina en el predio de la AFA en Ezeiza, Buenos Aires
Los porteros Sergio Romero (izquierda) y Willy Caballero el martes, en el inicio del entrenamiento de la selección de Argentina en el predio de la AFA en Ezeiza, Buenos AiresAFP
Más información
Sin Icardi, Sampaoli confirma a los 23 argentinos que acompañarán a Messi en Rusia
El fútbol argentino se seca de talentos

Sergio Romero se queda sin Mundial. Un día después de ser incluido por Jorge Sampaoli en la lista de los 23 que iban a viajar a Rusia con Argentina, una lesión en su primer entrenamiento le apartará del torneo. Romero, titular en los campeonatos de Sudáfrica 2010 y Brasil 2014, se convirtió en un héroe para los suyos tras detener dos penaltis ante Holanda en semifinales hace cuatro años. Su lugar en la convocatoria lo ocupará Nahuel Guzmán, del Tigres mexicano.

En la derrota ante España el 27 de marzo pasado, el último amistoso que jugó la selección argentina, Romero chocó con Diego Costa en el primero de los seis goles españoles. La lesión no fue grave, pero desde entonces Romero disputó sólo un partido con el Manchester United, su club, donde es suplente de David de Gea. El lunes por la tarde se resintió de la misma rodilla y una tomografía determinó que era necesario intervenir para realizar una limpieza en la articulación. La recuperación le mantendrá de baja entre cuatro y cinco semanas, según el protocolo médico.

El abandono de Romero y la entrada de Guzmán no sentaron bien a la mujer del primero, Eliana Guercio, que publicó una serie de intrincados mensajes en Twitter donde ponía en duda la gravedad de la lesión y daba a entender que la intervención podía haberse realizado anteriormente y así Romero hubiera llegar a tiempo al Mundial. “Los ineptos dudan, y las consecuencias lamentablemente las pagan los expertos que se los tienen que fumar. Las dudas provocan fallos; la seguridad, experiencia. Y los cobardes ineptos dubitativos provocan expertos experimentados lesionados”.

Caricatura de Sampaoli

La salida de Romero recordó entonces que Guzmán había quedado fuera de la lista de los 23 que Sampaoli dio el lunes. El meta, de 32 años, y titular con los Tigres, fue el único jugador que recibió una llamada telefónica del seleccionador previa a la difusión pública de los convocados. La buena relación que poseen ambos no evitó que el padre de Guzmán, Jorge, un reconocido caricaturista, dedicara a Sampaoli un dibujo en el que se le ve con una careta y la camiseta de la selección de Chile (con la que ganó la Copa América). Ahora ambos se reencontrarán.

Sampaoli tendrá que decidir quién ocupará la portería de Argentina, dando pie a un nuevo capítulo en la interminable novela de los tres palos. Antes de la lesión, Romero no tenía asegurada la titularidad, sobre todo porque en Inglaterra es suplente y su actividad esta temporada fue más bien escasa: sólo disputó 10 partidos (uno de Liga), en los que encajó cuatro goles. Pero la ascendencia simbólica del héroe de Brasil 2014 sobre sus compañeros fue siempre un argumento de peso para que Sampaoli lo tuviese en cuenta. Sin Romero, el entrenador debe decidir entre la experiencia europea de Willy Caballero, 36 años, también suplente en el Chelsea (13 partidos, 11 tantos encajados) y un recién llegado que irrumpió con mucho ruido: Franco Armani.

El meta de River Plate fue la gran sorpresa en la lista, porque no había participado en ninguno de los partidos de clasificación de Argentina. Sampaoli lo eligió ante el clamor de los periodistas, entusiasmados con las actuaciones del argentino en la portería de los millonarios: titular desde su llegada en enero procedente del Atlético Nacional, colombiano, jugó 44 partidos esta temporada y sus intervenciones fueron destacadas en más de una oportunidad.

Sampaoli ha de decantarse entre Caballero, Guzmán y Armani antes del 16 de junio, cuando la selección de Argentina debutará contra Islandia.

Sobre la firma

Federico Rivas Molina
Es corresponsal de EL PAÍS en Argentina desde 2016. Fue editor de la edición América. Es licenciado en Ciencias de la Comunicación por la Universidad de Buenos Aires y máster en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_