Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Copa Libertadores cambia su formato de competencia

El torneo continental de Sudamérica se jugará todo el año y tendrá una final única

Los jugadores de Atlético Nacional, el vigente campeón de la Libertadores
Los jugadores de Atlético Nacional, el vigente campeón de la Libertadores AFP

Los integrantes de la Confederación Sudamericana de Fútbol, Conmebol, han realizado cambios sustanciales para las próximas ediciones de la Copa Libertadores. El torneo se jugará de febrero a noviembre con 42 semanas de duración, en lugar de las 27 que solían ser. Otro de los aumentos será el del número de participantes que pasará de 38 a 42.

La final se jugará a un partido en un campo neutral, así como sucede en la Champions League. El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, aseguró en su cuenta de Twitter que la “justicia deportiva” exige una final única luego de que un análisis arrojó que en siete de 10 finales ganó el equipo local. Antes del cambio el trofeo continental se disputaba en partidos de ida y vuelta, el último partido se jugaba en el estadio del equipo que mejor se haya posicionado en la fase de grupos. Además, se abre la posibilidad de que México sea sede de una final, luego de que se ha considerado como un miembro más. 

Los dirigentes hicieron cambios al formato de la copa con el fin de evitarles problemas a los clubes que debían elegir entre competir en sus ligas locales y la Libertadores. Domínguez, afirmó que las reformas son parte de una “estrategia integral” para un mayor desarrollo del fútbol sudamericano.

A partir del próximo año, los 10 clubes de la Copa Libertadores que no avancen a los octavos de final podrán jugar en la Copa Sudamericana, una especie de Europa League. Los campeones de la Libertadores y de la Sudamericana tendrán su lugar asegurado en la fase de grupos de la siguiente edición del máximo torneo de la zona.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información