IDA CUARTOS DE FINAL DE LA CHAMPIONS | BARCELONA - ATLÉTICO

Griezmann-Torres: la conexión más jerárquica

Simeone confía más que nunca en El Niño como pareja del galo para asaltar el Camp Nou

Griezmann y Torres conversan durante el último Atlético-Betis.
Griezmann y Torres conversan durante el último Atlético-Betis.Gonzalo Arroyo Moreno / Getty Images

Con 32 años cumplidos, nadie conoce mejor su cuerpo que Fernando Torres. El rubicundo delantero vive ya en esa fase resabiada en la que los jugadores veteranos son capaces de percibir cuando sus articulaciones o sus músculos les aconsejan fortalecerlos o tonificarlos.

Durante la semana del parón por los partidos internacionales de selecciones, Torres optó por preservar y refrescar sus rodillas en el gimnasio antes que dañarlas con la fricción de las pisadas sobre los campos de hierba del Cerro del Espino. El jueves pasado, tras conocer el interés de Diego Pablo Simeone por contar con él desde el inicio para los partidos con el Betis y el Barcelona, Torres lució en una pachanga puntería y la chispa que le llevó a ser el mejor de su equipo en los 75 minutos que disputó, prórroga incluida, en el partido de vuelta ante el PSV Eindhoven. Con el fichaje fallido de Jackson, ya fuera del club, y sin Vietto al nivel de regularidad y peligrosidad esperado, quizá esta haya sido la demanda más convencida que Simeone ha hecho de los servicios de Torres desde que regresara en el invierno de 2015. Necesita el entrenador de su jerarquía arriba para afrontar un partido de tanta altura y tensión.

Más información

Simeone fue cortante cuando se le preguntó ayer el por qué de esa confianza ahora. “Por tomar la decisión y pensar en él para este partido”, respondió con cierta sequedad.Los síntomas que le remite el delantero de Fuenlabrada en las últimas semanas le han invitado a esa dosis extra de confianza que no siempre ha tenido con él. No estaba pactado que Torres, que debe esperar al final de temporada para saber si el club cuenta con él, fuera a ser sustituido a la hora de juego, pero sí, como luego admitió Simeone en la sala de prensa, que iba a ser titular hoy.

Sobre la pradera del Camp Nou, Torrs ha firmado algunos de sus mejores partidos, ha marcado nueve goles con el Atlético y uno con el Chelsea. Siempre se ha sentido cómodo con tanto verde por delante como acostumbra dejar el Barça a la espalda de su defensa. De esos metros ha sacado réditos como pocos delanteros en los últimos años.

Los cuatro goles que marcó Torres en ese partidillo de entrenamiento nada más regresar Simeone de Buenos Aires fueron el preludio de su actuación del pasado sábado, cuando con una delicada vaselina y una jugada por banda acabó con la resistencia bética para todo el partido. La jugada de su gol provocó la algarabía del técnico, que festejó una secuencia que hasta ahora no se había dado. Koke, al que alineó centrado por detrás de Griezmann y del propio Torres, descubrió y ejecutó un pase al espacio que no se le veía al volante canterano desde los tiempos de Diego Costa. La repetición de ese dibujo 4-3-1-2 en el Camp Nou, situaría a Koke no solo como potencial asistente de los dos puntas, también como un elemento de presión igualitario para tapar a Busquets cuando este baje a recibir entre sus centrales.

Sin pareja

Tanto a Griezmann como a Torres se les vio cómodos en ese esquema de juego. Por primera vez parecieron mezclar bien. No ha encontrado Simeone hasta el momento una pareja estable y eficaz para acompañar a Griezmann. Por lo visto en lo que va de curso, cuando El Niño se ha encontrado bien se ha postulado como un acompañante de más jerarquía que Jackson, Vietto y Correa. La suma resultante de Griezmann y Torres apunta a la velocidad, a la profundidad y a una capacidad de definición muy alta en el caso del francés, que con 26 goles ha superado ya su marca de la temporada pasada y se ha consolidado como el goleador indiscutible del equipo. Griezmann es ese “mejor jugador” al que hay que llevarle la pelota “lo antes posible”, según Simeone. “Ha ganado muha regularidad, es más decisivo de lo que lo qu era en la Real. Nos está dando seguridad ofensiva. Es desequilibrante tanto por fuera como por dentro y difícil de marcar”, le elogia Godín.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50