Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Santander

Hamilton y Rosberg copan la primera línea y Carlos Sainz saldrá octavo

Los Williams de Massa y Bottas saldrán de la segunda fila, mientras que Alonso lo hará 17º

Hamilton y Rosberg tras la clasificación
Hamilton y Rosberg tras la clasificación AFP

Van pasando grandes premios y las cosas no parecen cambiar. La superioridad de la escudería Mercedes volvió a hacerse evidente en el clásico circuito de Silverstone, donde logró un nuevo doblete y sus pilotos, Lewis Hamilton y Nico Rosberg, coparán la primera línea de salida. Para el británico ésta será su 46ª pole position, la octava de este año. Curiosamente, Mercedes ha ganado todas las pole desde que la lograra el año pasado en este mismo Gran Premio de Gran Bretaña. La segunda línea la ocuparán Felipe Massa y Valtteri Bottas, los dos pilotos de Williams, que confirmaron la evolución de sus monoplazas y se mostraron superiores a los Ferrari, que saldrán desde la tercera fila, con Raikkonen, quinto, y Vettel, sexto.

En la escudería Toro Rosso las complicaciones llegaron cuando el belga Max Verstappen anunció por la radio a su equipo que apenas tenía tracción. Las excelentes expectativas que los dos coches de Faenza habían levantado en las tandas de entrenamientos libres –en la última habían ocupado la quinta y sexta posiciones-, quedaron muy limitadas por culpa de los problemas de Verstappen, que le relegaron a la 13ª posición. Carlos Sainz volvió a superar a su compañero de equipo y logró entrar en la Q3, dejando fuera por una centésima a Sergio Pérez.

Las malas noticias se acumularon desde el principio. Fernando Alonso tuvo que estar pendiente de sus mecánicos para comprobar si lograban resolver los problemas hidráulicos de su McLaren, debidos a una pérdida de aceite. Tanto él como Ron Dennis confiaban en meter uno de sus dos monoplazas en la Q2, un objetivo muy pobre para una de las escuderías más ricas del Mundial de F-1. Sin embargo, volvieron a fracasar. Alonso no logró superar la Q1 y partirá desde la 17ª posición, tras marcar un tiempo de 1m 34,9s, a 1,5 segundos del Ferrari de Raikkonen, que logró el mejor tiempo en la primera tanda utilizando ya neumáticos blandos. A Jenson Button las cosas le fueron todavía peor. El británico partirá desde la 18ª posición: corrió tres décimas más lento que el asturiano.

“Hemos mejorado bastante, aunque suene contradictorio”, señaló Alonso. “Nunca hemos estado a 1,5s de Ferrari en un circuito tan rápido como Silverstone. Tenemos deficiencia de potencia y, por tanto, nos tocará sufrir. Salí a la crono sin conocer bien las condiciones de la pista y debiendo calibrar muy bien la velocidad para no cometer errores. Para la carrera deberemos vigilar la fiabilidad, el objetivo es terminar como en todas las carreras. No podemos frustrarnos cada fin de semana, porque esto es un trayecto largo hasta tener un coche competitivo. Vamos mejorando y estamos tranquilos”.

Roberto Merhi volvió a dejar su Manon en la última posición de la parrilla. “Todo el fin de semana tuvimos problemas con la velocidad punta. Nos falta mucho. Necesitábamos encontrar un segundo y medio en las curvas y no sale. El circuito nos penaliza mucho”, confesó el piloto de Castellón.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información